Enlaces para accesibilidad

Denuncia: Asistentes de Trump dieron autorizaciones de seguridad consideradas injustificadas


Ivanka Trump y su esposo Jared Kushner, están entre los funcionarios de la Casa Blanca que recibieron autorizaciones de seguridad consideradas injustificadas.

Un informante del interior de la Casa Blanca dijo a investigadores del Congreso que altos funcionarios de la administración Trump concedieron autorizaciones de seguridad nacional a por lo menos 25 personas que los revisores del gobierno habían rechazado por una serie de inquietudes.

La denunciante, Tricia Newbold, dijo que los funcionarios, autorizados para credenciales de seguridad luego de que los empleados de carrera recomendaron que fueran negadas, incluyen a dos altos funcionarios de la Casa Blanca, contratistas del gobierno y otros ayudantes del personal que trabajan para la oficina del presidente Donald Trump.

Newbold, una funcionaria con 18 años de experiencia en el proceso de aprobación de seguridad tanto de los presidentes republicanos como demócratas, dijo el mes pasado a investigadores del Comité de Reforma y Supervisión de la Cámara de Representantes que, aunque Trump tenía el derecho de anular las denegaciones de los distintivos de seguridad de los empleados de carrera, la autorización de los funcionarios "no siempre se adjudicó en el mejor interés de la seguridad nacional".

El presidente del Comité de Supervisión y Reforma del Gobierno de la Cámara de Representantes de EE.UU., legislador demócrata por Maryland, Elijah Cummings.
El presidente del Comité de Supervisión y Reforma del Gobierno de la Cámara de Representantes de EE.UU., legislador demócrata por Maryland, Elijah Cummings.

El presidente del Comité, el congresista Elijah Cummings, dijo a los miembros del panel que Newbold les dijo a los investigadores que aquellos que finalmente fueron aprobados por altos funcionarios de la administración de Trump "tenían una amplia gama de serios problemas descalificadores relacionados con influencias extranjeras, conflictos de intereses, sobre conducta personal, problemas financieros, drogas uso, y conducta criminal".

Newbold dijo a los investigadores que ella había sido suspendida durante 14 días sin paga a principios de este año después de protestar internamente por la forma en que se habían anulado las denegaciones de seguridad y ahora estaba preocupada por volver a trabajar después de que ella decidiera hacer públicas sus preocupaciones.

"Estoy aterrorizada de regresar", dijo a los investigadores. "Sé que esto no se percibirá a favor de mis intenciones, que es recuperar la integridad de la oficina".

Pero Newbold dijo que decidió convertirse en informante porque "no me prestaría ningún servicio a mí, a mi país ni a mis hijos si me sentaraa esperar sabiendo que los problemas que tenemos podrían afectar la seguridad nacional".

El memorándum de Cummings sobre las declaraciones de Newbold a los investigadores no identificó a ninguno de los funcionarios a los que se les concedió la autorización de seguridad en contra de las recomendaciones de los revisores de seguridad.

De izquierda a derecha: El exsecretario de personal de la Casa Blanca, Rob Porter, el exjefe de despacho de la Casa Blanca, John Kelly, y el asesor principal de la Casa Blanca, Jared Kushner, caminan hasta el helicóptero presidencial Marine One en el jardín sur de la Casa Blanca en Washington, el 4 de agosto de 2017.
De izquierda a derecha: El exsecretario de personal de la Casa Blanca, Rob Porter, el exjefe de despacho de la Casa Blanca, John Kelly, y el asesor principal de la Casa Blanca, Jared Kushner, caminan hasta el helicóptero presidencial Marine One en el jardín sur de la Casa Blanca en Washington, el 4 de agosto de 2017.

Pero el panel dijo que está revisando las autorizaciones otorgadas a la hija de Trump, Ivanka Trump, y a su esposo, Jared Kushner, quienes son asesores de la Casa Blanca y el asesor de seguridad nacional John Bolton.

Las noticias publicadas a principios de este año dijeron que Trump había intervenido personalmente el año pasado para anular una decisión del jefe de despacho de la Casa Blanca, John Kelly, para otorgarle una autorización a Kushner, una decisión que Kelly encontraba tan inquietante que escribió sobre la orden que le dio Trump en una nota.

Cummings, en una carta dirigida al abogado de la Casa Blanca, Pat Cipollone, dijo que "le ha dado a la Casa Blanca todas las oportunidades posibles para cooperar con la investigación, pero usted ha rechazado. Sus acciones ahora impiden que el comité obtenga la información que necesita para cumplir su responsabilidades constitucionales".

Cummings dijo que su panel votará el martes para citar al exjefe de Newbold, Carl Kline, quien ahora trabaja en el Departamento de Defensa, junto con otros cinco funcionarios actuales y anteriores de la Casa Blanca involucrados en las revisiones de seguridad para declarar sobre su papel en las autorizaciones.

La Casa Blanca no hizo comentarios inmediatos sobre los temas de la autorización de seguridad.

Facebook Forum

XS
SM
MD
LG