Enlaces para accesibilidad

NSA: en entredicho magnitud de espionaje

  • Roberto Casin - Apuntes desde Miami

Originalmente se dijo que la NSA vigilaba cerca del 100 por ciento de los registros telefónicos de estadounidenses.

Originalmente se dijo que la NSA vigilaba cerca del 100 por ciento de los registros telefónicos de estadounidenses.

De acuerdo con nuevas revelaciones, la Agencia de Seguridad Nacional no ha espiado a tantos estadounidenses como inicialmente se dijo.

La Agencia de Seguridad Nacional de EE.UU. (NSA), envuelta en un gran escándalo público tras salir a la luz varios de sus programas de espionaje, habría recopilado datos de menos del 30 por ciento de las llamadas telefónicas de estadounidenses, según últimas revelaciones.

La información contradice la percepción que ha prevalecido después de que el excontratista de la agencia Edward Snowden filtró a la prensa programas secretos de la NSA y se dijo que ésta tenía virtualmente bajo control todas las llamadas que se hacían en el país.

De acuerdo con exfuncionarios de la agencia y otros aún en activo, aunque fuentes de inteligencia habían dicho que la NSA vigilaba cerca del 100 por ciento de los registros telefónicos de estadounidenses, en realidad se ha visto imposibilitada de hacerlo en tal magnitud.

Según detalles que fueron revelados en primicia por el diario The Washington Post, la NSA recopila información de la mayoría de las líneas telefónicas fijas, pero no está en capacidad de hacerlo en igual medida de los celulares y llamadas a través de Internet.

El espionaje doméstico de la NSA ha desencadenado gran controversia nacional en torno a cómo preservar la seguridad del país sin violar la privacidad de los ciudadanos, y el mes pasado el presidente Barack Obama anunció planes para imponer más control sobre la agencia.

Activistas que defienden las libertades civiles señalan que las revelaciones según las cuales el espionaje de la NSA dentro del país no es tan vasto como se pensaba no cambia sus puntos de vista de que esa vigilancia ha sido innecesaria y puede ser la antesala de abusos de parte del gobierno.

En un testimonio ofrecido esta semana por escrito ante el Comité Judicial de la Cámara de Representantes en Washington, David Medine, que preside la Junta de Supervisión de Privacidad y Libertades Civiles, dijo que los programas de la NSA implican la virtual recopilación de “todos los registros telefónicos de cada estadounidense”.

A contrapelo de esa observación, el equipo integrado por la Casa Blanca para revisar las actividades de la NSA concluyó en un informe previo que esa recopilación constituye “solo un pequeño porcentaje de todos los datos de que disponen los proveedores de servicios telefónicos” y que esa vigilancia había evitado “posibles ataques terroristas”.

Con todo, segñun un estudio llevado a cabo por el grupo de investigaciones New America Foundation y difundido a mediados del mes pasado, la recolección de datos telefónicos a gran escala por la NSA no tuvo “un impacto perceptible” en la prevención del terrorismo.

Las versiones que indican que el espionaje telefónico en EE.UU. ha sido de menor magnitud darán sin duda mayor argumento a los críticos de la NSA para que vuelvan a cuestionar la efectividad de programas de vigilancia que según la propia agencia son esenciales en la lucha antiterrorista por lo abarcadores que son.
XS
SM
MD
LG