FILE PHOTO: U.S. President Trump and Mexico’s President Lopez Obrador make joint statements before dinner at the White House in Washington
El presidente de EE.UU., Donald Trump junto al presidente mexicano Andrés Manuel López Obrador durante una declaración conjunta en la Casa Blanca, el 9 de julio de 2020.

WASHINGTON DC - Aunque el nuevo tratado comercial de América del Norte da un impulso a la economía mexicana, hace falta un ambiente más estable para promover la inversión en el país, que se ha desplomado desde el comienzo de la pandemia, aseguran expertos.

Según Antonio Ortíz-Mena, exasesor de asuntos económico para la embajada de México en Estados Unidos, el tratado no da suficiente protección a la inversión extranjera, en comparación con su predecesor, el renegociado NAFTA.

“La protección a la inversión internacional es mucho menor que la que ofrecía NAFTA y esto afecta especialmente a las compañías estadounidenses”, aseguró Ortíz-Mena en una teleconferencia el miércoles.

Para el experto el T-MEC, cuyo gran peso recae en la industria automotriz y las regulaciones laborales, no será suficiente a la hora de contrarrestar los efectos de la percibida inestabilidad en torno a políticas en sectores como el energético.

“El gobierno está tratando de cambiar las reglas a través de regulaciones, enmiendas legales y eso desemboca en mucha inestabilidad”, explicó el economista.

En comparación con abril del 2019, la inversión extranjera en México cayó un 30% este año, producto, en parte, por la recesión económica generada por el coronavirus.  Como sostuvo Valeria Moy, directora del centro de pensamiento ¿Cómo vamos?, “los datos económicos en México han sido muy negativos en los últimos meses”.

“Deberíamos tener inversión que sea un 24% o 25% del Producto Interno Bruto (PIB)”, argumentó Moy.

La visita de López Obrador el miércoles pasado a Washington, para celebrar la entrada en vigor del tratado, demostró la confianza que el presidente mexicano tiene en el acuerdo de libre comercio, que también incluye a Canadá.

Sin embargo, para Bernando González Rosas, presidente de las Administradoras de Fondos para el Retiro de México el “T-MEC va a jugar un papel importante pero no absoluto en la recuperación económica de México”.

El tratado, argumentó González, va a dejar establecido un marco de “mercado libre y libre competencia” que marcará la economía mexicana a largo plazo, sin importar quien presida el país.