Enlaces para accesibilidad

Disidente cubano escribe al Papa

  • Voz de América - Redacción

El Papa tiene previsto viajar a Cuba el 26 de marzo y estar en la isla hasta el 28.

El Papa tiene previsto viajar a Cuba el 26 de marzo y estar en la isla hasta el 28.

Guillermo Fariñas pide a Benedicto XVI, que visitará Cuba este mes, que critique los atropellos del gobierno de la isla.

El conocido opositor cubano y premio Sajarov a la libertad de conciencia, Guillermo Fariñas, escribió una carta al Papa Benedicto XVI en la que le pide que se ponga de parte de los cubanos que sufren un régimen que ya dura más de medio siglo y que critique los abusos que cometen las autoridades en la isla.

A nombre de “la nación cubana”, Fariñas dice al Santo Padre, quien visitará Cuba del 26 al 28 de marzo, que todos los católicos en la isla “estamos esperanzados en que venga, a ponerse de parte de millones de cubanos humildes y en sus homilías públicas critique a unos miles de cubanos poderosos”.

En la misiva, fechada en Santa Clara, ciudad del centro de la isla donde reside el disidente, Fariñas también pide al Papa que se ponga del lado de las víctimas y no de los victimarios.

“En una sociedad totalitaria como la que se apresta a visitar estos papeles están bien definidos: los victimarios son los opresores gobernantes, y las víctimas los oprimidos gobernados”, señala.

Según el disidente, durante su visita a Cuba, el Santo Padre debe reunirse con disidentes y abogar por la libertad de los presos políticos. “Usted representa una alta autoridad moral en este mundo, si no puede hacerlo por Los Oprimidos, por favor posponga su viaje a nuestra Patria”, dice.

También solicita que el Papa intervenga para que se ponga fin a las "golpizas" contra los "opositores no violentos", y que se respete como derecho que todos los cubanos puedan entrar y salir libremente de su país.

Fariñas es uno de los 750 opositores cubanos que la semana pasada suscribieron una carta pública en la que llaman a Benedicto XVI a reconsiderar su visita a la isla, la segunda de un Santo Padre luego de la realizada en 1998 por Juan Pablo II.

Aunque la misiva no pide abiertamente al Papa que desista del viaje, sí considera que éste puede alentar al gobierno cubano a seguir reprimiendo a la oposición sin que se consiga que se respeten los derechos humanos en la isla.

Según los previsto, tras su llegada a Cuba el día 26, Benedicto XVI oficiará una misa en Santiago de Cuba, en el extremo oriental del país, para conmemorar el Día de la Anunciación de la Virgen María.

Un día después visitará el Santuario de la Virgen de la caridad, en El Cobre, y de ahí se trasladará a La Habana para el día 28 celebrar misa en la Plaza de la Revolución José Martí.

XS
SM
MD
LG