Enlaces para accesibilidad

Morales premia a los denunciantes


La población se opuso a la propuesta del gobierno de incrementar los precios del combustible en un 80%.

La población se opuso a la propuesta del gobierno de incrementar los precios del combustible en un 80%.

El presidente de Bolivia impulsa una medida que concede el 20% al denunciante de los bienes incautados del contrabando.

El presidente de Bolivia, Evo Morales, ofreció como recompensa el 20% de lo incautado a aquellos que denuncien el tráfico ilícito de combustible o alimentos.

La medida se inicia para combatir la escasez de elementos básicos en todo el país. “El 20% del total del valor del contrabando beneficiará de manera inmediata al denunciante, a la comunidad o al cualquier ciudadano”, expresó Morales, para quien esta medida ayudará a que ese delito no siga perjudicando a la economía.

Los combustibles, el azúcar y la harina están subvencionados y la escasez se agravó por un aumento del contrabando a países vecinos donde el precio es más alto.

Morales denunció en el pasado que la gasolina sale por las fronteras hasta en biberones, materia que generó unas pérdidas por valor de $150 millones de dólares en 2010. Si bien, las organizaciones empresariales aumentan esa cifra a $1.000 millones de dólares al año, casi un 17% del valor de las exportaciones de 2010.

Esto provoca que el gobierno tenga que importar gasolina y diesel a precios internacionales y venderlos bajo subvenciones en el mercado local, desde donde parte de ese combustible vuelve a salir, según denunciaron las autoridades.

A comienzos de 2011 el gobierno buscó incrementar los precios del combustible en un 80%. Sin embargo, las protestas populares hicieron revocar la medida unos días después. Si bien, Morales mantiene como necesario un ajuste gradual del precio para combatir el “cáncer” de la subvención.

XS
SM
MD
LG