Enlaces para accesibilidad

Llaman a Obama “deportador en jefe”

  • Voz de América - Redacción

Líderes afirman que el presidente sí tiene el poder para acabar con las deportaciones y el sufrimiento de las familias de indocumentados.

Líderes afirman que el presidente sí tiene el poder para acabar con las deportaciones y el sufrimiento de las familias de indocumentados.

El Consejo Nacional de La Raza y el congresista Luis Gutiérrez continuarán presionando al presidente Barack Obama para que frene las deportaciones.

Un día después que el Consejo Nacional de la Raza llamó a Barack Obama “el presidente de las deportaciones o deportador en jefe”, el congresista Luis Gutiérrez también otorgó el nombramiento al mandatario, luego de evaluar su gestión en el tema migratorio frente al pleno de la Cámara de Representantes.

Primero fue la presidenta y CEO de La Raza, Janet Murguía, quien luego de respaldar pasivamente la posición de la Casa Blanca en el tema migratorio decidió salir al frente con una estrategia más agresiva para lograr que el presidente Obama ordene parar las deportaciones.

“Para el presidente creo que su legado está estancado aquí. Nosotros lo consideramos el presidente de las deportaciones o el deportador en jefe”, señaló Janet Murguía en el marco de una entrega de premios de la organización más grande que defiende los derechos de los inmigrantes a nivel nacional.

Por su parte, el congresista Gutiérrez, en su afán por convencer a sus colegas republicanos retomó la evidencia sobre el alto número de deportaciones durante el gobierno de Barack Obama para compararlas con las de los presidentes Bill Clinton y George W. Bush.

Al presentar la evidencia el resultado fue que Barack Obama obtuvo "estrella de oro" en los cinco puntos claves relacionados con la inmigración. En su discurso Gutiérrez resaltó los casi dos millones de deportados durante el gobierno de Obama, cuando aún le faltan dos años para que acabe su segundo periodo.

A la pregunta, de “qué gobierno expandió más el control de inmigración por parte de la policía local, la respuesta fue Obama a través del controversial programa Comunidades Seguras, quién invirtió más en hacer cumplir las leyes de inmigración, otra vez la respuesta fue el gobierno del presidente Obama con sus casi $18 mil millones de dólares, que representa $3.5 millones de dólares más de lo que nosotros gastamos en el FBI, ATF, DEA y Servicio Secreto juntos”, explicó Gutiérrez.

De esta manera el congresista Gutiérrez se sumó a la campaña nacional que busca que se apruebe una reforma de inmigración este año, a pesar que los republicanos no creen que sea posible por ser un año electoral.

Muestre comentarios

XS
SM
MD
LG