Enlaces para accesibilidad

Cambios en la reanimación cardiaca


Las tasas de supervivencia de un paro cardiaco fuera del hospital varían en todo Estados Unidos, desde el 3% al 15%, según Sayre.

Las tasas de supervivencia de un paro cardiaco fuera del hospital varían en todo Estados Unidos, desde el 3% al 15%, según Sayre.

Estados Unidos ha divulgado sus nuevos estándares para aplicar la reanimación cardiopulmonar (RCP), que recomiendan a los equipos de rescate efectuar una serie de presiones rápidas y potentes en el pecho del paciente antes de comenzar la respiración boca a boca.

Hasta ahora, se había enfatizado la labor de la presión sobre el pecho tras Haberle realizado el boca a boca ante un caso de paro cardiaco súbito.

Sin embargo, ahora los expertos aseguran que se debe comenzar la RCP con compresiones en el pecho en lugar de abrir las vías respiratorias de la víctima en primer lugar y brindarle respiración artificial.

Este cambio significa un "primer paso más simple" para la RCP tradicional, informó el médico Michael Sayre, coautor de los lineamientos emitidos por la American Heart Association (Asociación Estadounidense del Corazón).

El cambio altera el orden anterior marcado por dos bocanadas de aire seguidas de 30 presiones de manera alternada.

"Cuando el rescatador presiona fuerte y rápido en el pecho de la víctima está realmente actuando como un corazón artificial. La sangre transporta el oxígeno que ayuda a mantener los órganos vivos hasta que llegue la ayuda", dijo Sayre, médico de urgencias del Centro Médico Universitario de la Universidad Estatal de Ohio.

Para realizar esta reanimación, "hay que poner una mano sobre la otra y empujar con mucha fuerza", explicó Sayre.

Las causas del paro cardiaco repentino se encuentran en un ataque cardiaco, como consecuencia de una electrocución o cuando alguien está a punto de ahogarse.

Las tasas de supervivencia de un paro cardiaco fuera del hospital varían en todo Estados Unidos, desde el 3% al 15%, según Sayre.

Según los lineamientos revisados, los equipos de rescate que utilicen la RCP tradicional deben comenzar inmediatamente las compresiones torácicas: 30 presiones en el pecho, luego dos respiraciones. El cambio se aplica tanto a los adultos como a los niños, pero no los recién nacidos.

Pero no todos los especialistas coinciden, ya que otros opinan que la respiración boca a boca debería reservarse para casos como los de ahogamiento y sobredosis, en los cuales los problemas respiratorios pudieron ser los culpables del paro cardíaco.

XS
SM
MD
LG