Enlaces para accesibilidad

Primer ministro de Irlanda aboga por indocumentados

  • Voz de América - Redacción

El Presidente Donald Trump se reúne con el Primer Ministro irlandes Enda Kenny en la Oficina Oval de la Casa Blanca en Washington, el jueves 16 de marzo de 2017.

El Primer Ministro de Irlanda, Enda Kenny urgió al presidente Donald Trump que ayude a los irlandeses que viven ilegalmente en Estados Unidos, señalando que ellos solo quieren “hacer América grande”.

Kenny habló durante un almuerzo en el Capitolio este jueves como parte de una serie de eventos por el Día de San Patricio, que incluye una reunión en la Casa Blanca, donde ambos líderes discutieron sobre inmigración, comercio y la economía irlandesa.

Sobre las personas que viven ilegalmente en el país, Kenny dijo “Nos gustaría que esto fuera ordenado. Se quitaría una carga de tantas personas que pueden destacarse en la luz y decir, ahora estoy libre de contribuir a América como sé que puedo. Y eso es lo que la gente quiere".

El primer ministro irlandes, Enda Kenny, habla con miembros de los medios de comunicación fuera del ala oeste de la Casa Blanca en Washington, el jueves 16 de marzo de 2017, después de su reunión con el presidente Donald Trump.
El primer ministro irlandes, Enda Kenny, habla con miembros de los medios de comunicación fuera del ala oeste de la Casa Blanca en Washington, el jueves 16 de marzo de 2017, después de su reunión con el presidente Donald Trump.

El Primer Ministro irlandés también urgió al presidente Trump a considerar proveer más visas de trabajo “para los jóvenes que quieren venir a EE.UU. y trabajar aquí”.

Algunas estimaciones señalan que hay decenas de miles de nativos iralndeses ilegales en el país. Kenny mencionado algo similar sobre la inmigración en el pasado, pero la actual posición de la administración estadounidense sobre la inmigración ilegal ha aumentado la tensión subyacente.

Kenny también trató de llamar la atención de Trump sobre las dificultades que Irlanda enfrentará como resultado de la decisión de Gran Bretaña de abandonar la Unión Europea. Durante el almuerzo con el presidente estadounidense Kenny dijo "Permítanme decirles que como miembro del Consejo Europeo, lo que queremos hacer es trabajar con Estados Unidos".

Por su parte, Trump dio la bienvenida a Kenny a la Casa Blanca, proclamando su amor por Irlanda. En el almuerzo, llamó a Kenny un ``nuevo amigo '' y citó un proverbio irlandés para recordar a amigos que se han unido. Trump agregó: ``políticamente hablando, muchos de nosotros sabemos eso''.

Facebook Forum

XS
SM
MD
LG