Enlaces para accesibilidad

Egipto: Morsi rechaza ultimátum militar

  • Voz de América - Redacción

Partidarios del presidente Morsi expresan su apoyo en una marcha realizada en las proximidades de la Universidad de Giza, en El Cairo.

Partidarios del presidente Morsi expresan su apoyo en una marcha realizada en las proximidades de la Universidad de Giza, en El Cairo.

La oposición designó al líder reformista y Premio Nóbel de la Paz, Mohamed El Baradei, como su representante en cualquier negociación.

Multitudinarias manifestaciones se están produciendo en Egipto al caer la noche, algunas en apoyo del presidente Mohamed Morsi y otras reclamando su renuncia, mientras la cúpula militares se prepara para tomar el centro de la escena.

El presidente Morsi se reunió con los militares egipcios de más alto rango este martes 2 de julio por segunda vez en los últimos dos días, mientras sus partidarios se reunían en el distrito de Ciudad Nasr en la capital, El Cairo, para mostrar su apoyo.

Los manifestantes opositores mientras tanto, como ocurriera durante las protestas de 2011 ocupan la Plaza Tahrir (Liberación).

Los militares dieron a Morsi un plazo que expira este miércoles 3 de julio para resolver las diferencias con los manifestantes opositores, y señalaron que de no alcanzar un acuerdo aplicarían una hoja de ruta que ya tienen definida para el país.

Partes del plan del que disponen los militares fue filtrado a las agencias de noticias y otros medios de prensa, de donde surge que los militares están preparados para suspender la Constitución, disolver el Parlamento (Shura) y nombrar un gobierno interino.

Helicópteros del Ejército de Egipto, sobrevuelan la Plaza Tahrir, en donde miles de protestantes piden la renuncia del presidente Morsi.

Helicópteros del Ejército de Egipto, sobrevuelan la Plaza Tahrir, en donde miles de protestantes piden la renuncia del presidente Morsi.

Mientras tanto, helicópteros militares sobrevuelan la Plaza Tahrir ante la gritería de los manifestantes. Las protestas siguen creciendo mientras los opositores se ven alentados por el emplazamiento de los militares al presidente Morsi, entiendo que el mismo podría obligarlo a llegar a un acuerdo con los manifestantes.

Entre los participantes de las protestas se encuentra Mohamed Shaaban, quien dijo que el presidente Morsi puede sugerir lo que desee a la gente reunida en la Plaza Tahrir, pero que al final son los manifestantes quienes quieren hacer escuchar su voz.

Por su parte, Maha Azzam del instituto de políticas Chatham House, dijo en declaraciones telefónicas a la Voz de América que en Egipto todos están expectantes del próximo movimiento que realicen los militares. “Lo que estamos viendo es un nuevo intento de la cúpula militar de dictaminar el proceso político en Egipto. Ellos no quieren estar en primer fila en la política, pero son quienes finalmente dirigen la hoja de ruta de la politica”, sostuvo Azzam “y eso es inaceptable en una democracia”.

Ha través de una declaración el presidente Morsi rechazó las demandas de los militares y dijo que no permitirá que la historia vuelva atrás desde un gobierno civil.

Los líderes opositores también dieron un plazo a Morsi para que presente su renuncia. Mientras tanto, varios miembros del gabinete y portavoces del gobierno han renunciando con lo que la presión sobre el presidente Morsi se ha incrementado.

Las tensiones continúan aumentando este martes y la Agencia de Noticias de Medio Oriente (MENA) informó que el ministro de Relaciones Exteriores egipcio, Mohammed Kamel Amr, ha presentado su renuncia.

Este martes en Ginebra el alto comisionado de derechos humanos de Naciones Unidas, Rupert Colville, alertó que la democracia en Egipto podría estar alcanzando un punto de quiebre.

Eligen a El Baradei como negociador

Mientras tanto los partidos de oposición y los movimientos juveniles que lideran las manifestaciones acordaron designar al líder reformista y Premio Nóbel de la Paz, Mohamed El Baradei, como su representante en cualquier negociación que involucre un diálogo sobre el futuro del país.

También este martes Essam el-Erian, quien pertenece a la Hermandad Musulmana de Morsi, crítico la forma en la que los militares están encarando la situación.

“Hay errores en la última declaración del ejército. Ellos quieren calmar la situación y prevenir eventos peligrosos y en ese sentido ciertas partes del comunicado son correctas, pero los principales errores aparecen cuando no incluyen las palabras “Constitución” o “Leyes” en el mismo, dando la impresión que el Ejército está por sobre la Constitución y las Leyes. Sin embargo, el Ejército de Egipto continúa votando sobre los artículos de la Constitución uno por uno durante la noche” afirmó el-Erian.

Los partidarios de Morsi están acampados cerca de la mezquita central de El Cairo, y prometieron que resistirán lo que consideran es un posible golpe de Estado por parte de los militares.

“Es realmente importante que el gobierno y la oposición se reúnan y discutan cómo salir de esta situación. La dremocracia en Egipto obviamente es muy frágil y nadie quiere que colpase o que se derrumbe”, sostuvo.



Obama habló con Morsi

Por su parte, el presidente de Estados Unidos, Barack Obama habló por teléfono con el presidente Morsi el lunes, y lo urgió a demostrar que entiende las peocupaciones de los manifestantes de la oposición. A la vez, Obama solicitó a los líderes opositores a trabajar dentro del proceso democrático egipcio.

Los actos de violencia que se produjeron en algunas áreas del país ya han dejado 16 muertos desde la semana pasada.

La presidencia de Egipto en tanto sostiene que seguirá adelante con su plan de reconciliación nacional a pesar de “las declaraciones que profundizan la división entre los ciudadanos egipcios”.

Millones de personas tomaron las calles de Egipto el domingo en lo que representa la mayor manifestación antigubernamental desde la revolución de 2011 que condujo a la caída del poder del ex presidente Hosni Mubarak.
XS
SM
MD
LG