Enlaces para accesibilidad

EE.UU.: Congreso discute presupuesto

  • Voz de América - Redacción

De izquierda a derecha, senador Jeff Sessions, representante Paul Ryan, senadora Patty Murray y representante Chris Van Hollen, miembros de la conferencia de presupuesto.

De izquierda a derecha, senador Jeff Sessions, representante Paul Ryan, senadora Patty Murray y representante Chris Van Hollen, miembros de la conferencia de presupuesto.

La conferencia bicameral intentará alcanzar algo que el Congreso no ha podido hacer durante años: que demócratas y republicanos se pongan de acuerdo en los niveles del gasto gubernamental

Un grupo selecto de legisladores de ambos partidos y ambas cámaras del Congreso han comenzado a trabajar para poner fin al impase del presupuesto que contribuyó a provocar el paro del gobierno a principios de octubre.

En las próximas seis semanas, la conferencia intentará alcanzar algo que el Congreso no ha podido hacer durante años: que demócratas y republicanos se pongan de acuerdo en los niveles del gasto gubernamental y, si es posible, diseñar un plan para mejorar la salud fiscal de Estados Unidos durante la próxima década.

Aunque la mayor parte de los trabajos es a puerta cerrada, la reunión inicial del miércoles fue abierta a los medios. Los 29 miembros de la conferencia se turnaron para hablar y rápidamente fueron obvias las diferencias fiscales partidistas.

Los republicanos, como el presidente de la Comisión de Presupuesto de la Cámara de Representantes, Paul Ryan, se oponen a subir los impuestos.

“Quitarle más a las familias trabajadoras no es la respuesta. Sé que mis colegas republicanos sienten lo mismo. Así que antes que nada quiero decirlo: si esta conferencia va a ser sobre aumentar impuestos, no vamos a ninguna parte. La manera de aumentar los ingresos es haciendo crecer a la economía”, dijo Ryan.

Los demócratas dicen que solo recortar los gastos para resolver los problemas fiscales del país no es viable. La presidenta de la Comisión de presupuesto del Senado, Patty Murray, asegura estar dispuesta a reformar los costosos programas que proveen de entradas y seguro de salud a los retirados, pero solo si los republicanos muestras una flexibilidad similar en cuanto a los impuestos.

“Estoy dispuesta a ceder para conseguir un acuerdo”, dijo Murray. “Pero el compromiso va en ambas vías. Mientras buscamos donde recortar responsablemente, los republicanos van a tener que ayudarnos a revisar los códigos impositivos y a cerrar orificios en el pago de los impuestos. Porque es injusto pedirle a los mayores y sus familias a cargar con ese peso por sí solos”.

La conferencia es un espejo de la llamada “Súper comisión” que el año pasado intentó y falló en alcanzar un acuerdo de largo plazo sobre el presupuesto y que ha provocado los recortes conocidos como “secuestro” de fondos.
XS
SM
MD
LG