Enlaces para accesibilidad

No se leerá la biblia en escuelas

  • Gesell Tobías - Washington, DC

La Iglesia Católica también le pidió al presidente Funes vetar la medida por considerarla una violación a la filosofía laica.

La Iglesia Católica también le pidió al presidente Funes vetar la medida por considerarla una violación a la filosofía laica.

En medio de una ola de violencia incontenible, el diputado salvadoreño José Almendáriz, propuso la lectura de la biblia en las escuelas de El Salvador como una alternativa para evitar que más jóvenes se conviertan en criminales.

Almendáriz dijo a voanoticias.com que viene trabajando en este proyecto desde 1999, ya que “la palabra dada a los niños en las escuelas, puede prevenir que ellos puedan andar en malos pasos o convertirse en delincuentes”.

El Decreto Legislativo número 411, fue aprobado por la Asamblea Legislativa salvadoreña y enviado al presidente de El Salvador, Muricio Funes, quien lo devolvió vetado.

Funes explicó, por medio de un texto dirigido a los diputados salvadoreños, que si bien la lectura de la biblia podría ser importante para fomentar buenos valores, ésta no puede hacerse de manera obligatoria, “primando el derecho de los padres a elegir la educación de sus hijos”, además del respeto a la libertad de conciencia y de culto, entre otros aspectos.

“Aquí en El Salvador está comprobado que las visitas de sacerdotes y pastores a las cárceles son los que realmente han logrado rehabilitar a personas reclusas y no el sistema penitenciario que poco hace por falta de recursos o por hacinamiento”, explicó el diputado salvadoreño a voanoticias.com.

Según el funcionario, el decreto fue vetado bajo el argumento de ser inconstitucional, aunque él mismo asegura que la propuesta ya había sido explorada por una importante asociación de abogados del país quienes aseguraron que no viola la ley.

“El proyecto tiene tres artículos. Uno que dice que se debe leer la biblia sin mayor discusión sectorial o doctrinal. El segundo que el ministro de educación debía reunirse con los líderes religiosos para escoger la lectura a darse, lógicamente lo que no contienda y edifique. Y finalmente que el padre de familia podía eximir a su hijo de participar en este tipo de eventos sin que le causara ninguna consecuencia”, detalló Almendáriz.

Mientras la Iglesia Católica de El Savador aplaudió la decisión del presidente Funes, bajo el lema de una iglesia laica y libre, Almendáriz aseguró que aunque por el momento es imposible superar el veto presidencial, “voy a continuar orando al señor para que ablande corazones”.

XS
SM
MD
LG