Enlaces para accesibilidad

Israel-Palestina: "concesiones razonables"


El secretario de Estado, John Kerry recordó que las mejores oportunidades están en las conversaciones de paz.

El secretario de Estado, John Kerry recordó que las mejores oportunidades están en las conversaciones de paz.

Los jefes negociadores israelíes y palestinos se reunieron este lunes en Washington, DC, y reanudaron formalmente las conversaciones de paz.

Los negociadores israelíes y palestinos pusieron en marcha las conversaciones de paz que estaban estancadas desde hace tres años, durante una cena en Washington este lunes 29 de julio.

El secretario de Estado de Estados Unidos, John Kerry fue el anfitrión del encuentro, en el cual urgió a ambas partes de hacer “concesiones razonables” durante las conversaciones.

El jefe de la diplomacia estadounidense reconoció que los asuntos que se discutirán son difíciles y complicados, tanto desde el punto de vista emocional como simbólico.

Los temas de mesa

La solución de dos Estados
  • Los palestinos quieren un estado independiente en la Orilla Occidental y en Gaza, con Jerusalén Oriental como capital.
  • Israel dice que la forma futura del Estado Palestino debe basarse en las negociaciones y se resiste a los regresar a las fronteras anteriores a la guerra de 1967.
Asentamientos israelíes
  • Israel ha construido grandes asentamientos en la Orilla Occidental y en el este de Jerusalén.
  • Los palestinos piden congelar totalmente cualquier actividad en los asentamientos.
Estatus de Jerusalén
  • Los palestinos quieren que Jerusalén oriental sea su capital.
  • Israel ha anexado la parte oriental de Jerusalén y dice que la ciudad es indivisible y es su capital eterna.
Refugiados palestinos
  • Los palestinos demandan que los refugiados que quedaron por fuera o fueron sacados cuando Israel fue creado en 1948 puedan regresar, junto con sus descendientes.
  • Israel rechaza el derecho a regresar.
Sin embargo recordó que las consecuencias de no hacer el esfuerzo de alcanzar la paz, pueden ser peor que cualquier desacuerdo en las conversaciones.

La ministra de Justicia y ex canciller de Israel, Tzipi Livni idera la delegación israelí, en tanto que el jefe negociador palestino es Saeb Erekat.

Buena fe

El presidente Barack Obama dijo que las conversaciones de paz entre Israel y Palestina que se reinician este lunes en Washington después de tres años de inactividad, deben hacerse "de buena fe, con determinación y enfoque sostenido".

Obama dijo haber visto un deseo profundo por la paz en palestinos e israelíes cuando visitó la región en marzo pasado.

A solo horas de comenzar las negociaciones, el secretario de Estado, John Kerry, nombró al ex embajador de EE.UU. en Israel, Martin Indyk, como su principal representante y facilitador en las conversaciones.

Indyk jugó un papel importante en las negociaciones de Camp David en el año 2000.

Con Indyk a su lado, Kerry dijo el lunes que "las concesiones razonables deben ser la piedra de toque en todos los esfuerzos para una acuerdo negociado".

La agencia The Associated Press informó que jefa negociadora de Israel, Tzipi Livni, dijo el lunes cuando partió rumbo a Washington que las negociaciones serán complejas y que ella acudía "con cautela pero también con esperanza".

De igual manera, Hanan Ashrawi, una portavoz palestina, dijo que las negociaciones programadas para iniciar el lunes se realizarán en condiciones más difíciles que las rondas previas. "Si no tomamos medidas rápida y decididamente, las cosas podrían fracasar", advirtió.


El reinicio de las de las conversaciones se produce después de que el gobierno de Israel aprobara un plan para reanudar las conversaciones de paz con los palestinos y ofreció la liberación de un centenar de prisioneros palestinos como un gesto de buena voluntad, lo cual ha generado polémica en el país.

El gabinete israelí autorizó la liberación de 104 prisioneros palestinos para abrir el camino a nuevas conversaciones de paz. La liberación de los prisioneros era una precondición de los palestinos para reiniciar las negociaciones que quedaron estancadas en 2010.

Muchos de los prisioneros estuvieron involucrados en mortales ataques terroristas y han estado encarcelados incluso desde antes de que israelíes y palestinos firmaran los Acuerdos de Paz de Oslo en 1993.

El primer ministro israelí Benjamin Netanyahu dijo que la autorización de la liberación de los prisioneros fue una decisión difícil para él y para su Consejo de Ministros, y en especial para las familias de las víctimas de los atentados de los que estaban acusados muchos de los prisioneros. Sin embargo, el primer ministro advirtió que las decisiones difíciles son necesarias para lograr la paz.

Netanyahu dijo que las negociaciones son importantes para Israel con el fin de poner fin al conflicto con los palestinos, y a la luz de las amenazas estratégicas de la guerra civil en Siria y el programa nuclear de Irán.

En un aparente intento de aliviar la preocupación pública sobre posibles concesiones territoriales, el Consejo también votó para que cualquier acuerdo final sobre la creación de un Estado palestino sea votado en un referéndum nacional.

Muestre comentarios

XS
SM
MD
LG