Enlaces para accesibilidad

Tormentas azotan el este de EE.UU.

  • Voz de América - Redacción

En Washington, la capital, se reportaron ráfagas de viento de hasta 125 kilómetros por hora.

En Washington, la capital, se reportaron ráfagas de viento de hasta 125 kilómetros por hora.

Al menos 10 personas mueren víctimas del mal tiempo ocasionado por una severa ola de calor que afecta a varios estados del país.Millones están sin electricidad.

Violentas tormentas de verano azotaron el este de EE.UU., causaron la muerte al menos a 10 personas y dejaron a más de tres millones sin energía eléctrica.

Una severa ola de calor afecta la zona con temperaturas que este sábado se espera que vuelvan a ser cómo la víspera, de al menos 100 grados farenheit (38 grados centrígrados).

Los árboles derribados por fuertes ráfagas de viento ocasionaron la muerte de seis personas en Virginia, dos en Nueva Jersey, una en Ohio, y otra en Maryland.

El servicio meteorológico nacional advirtió que el índice de calor podría ascender a 110 grados farenheit (poco más de 43 centrígrados).

Interrupciones del servicio eléctrico fueron reportadas desde Indiana hasta Nueva Jersey, y la mayoría de los apagones se concentran en Washington, D.C., la capital, y en sus inmediaciones, donde los termómetros subieron a 104 grados farenheit y rompieron el récord de 101 grados en pie desde 1934.

En suburbios de Washington, las autoridades dijeron a la población que debían acudir directamente a las estaciones de bomberos o de la policía si necesitaban ayuda porque incluso los centros del número telefónico de emergencia 911 estaban sin electricidad.

Las tormentas, que en algunos lugares desencadenaron ráfagas de más de 100 kilómetros por hora, volcaron tres camiones de remolque en la carretera interestatal 75 cerca de Findlay, en Ohio.

Además, un policía resultó herido por un árbol arrancado de raíz por el viento en el norte del condado de Virginia, y un joven de 18 años recibió una descarga de un cable del tendido eléctrico derribado por la tormenta.

El gobernador de Virginia Occidental, Earl Ray Tomblin, declaró el estado de emergencia después de que más de medio millón de personas, en 27 condados, se quedaron sin suministro de electricidad.

El servicio de trenes Amtrak fue suspendido, al menos hasta media mañana, entre Washington D.C. y Filadelfia debido a las tormentas.
XS
SM
MD
LG