Enlaces para accesibilidad

Caso Payá: sueco teme por suerte de Carromero

  • Voz de América - Redacción

Jens Aron Modig llega a la conferencia de prensa en La Habana, en la que declaró que el accidente en el que murió el disidente Oswaldo Payá no fue provocado.

Jens Aron Modig llega a la conferencia de prensa en La Habana, en la que declaró que el accidente en el que murió el disidente Oswaldo Payá no fue provocado.

Modig dijo recordar poco sobre el accidente. “Tengo ciertas imágenes en mente. El coche que se sale de la carretera. Luego me despierto en una ambulancia y no sé dónde estoy”, afirmó.

El sueco Aron Modig, uno de los dos sobrevivientes del accidente en el que murieron los disidentes cubanos Oswaldo Payá y Harold Cepero, dijo estar “profundamente preocupado” por la suerte de su colega, el español Angel Carromero, quien conducía el automóvil siniestrado.

En una entrevista publicada este viernes 10 de agosto en el diario sueco Dagens Nyheter, Modig, director del ala juvenil de los conservadores demócrata cristianos de Suecia, dijo que "nadie sabe lo que le ocurre a él (Carromero) allí".

Las autoridades cubanas han asegurado que el accidente ocurrido el 22 de julio se debió al exceso de velocidad del vehículo y a la falta de pericia del piloto, quien habría frenado repentinamente y se habría deslizado en la grava sobre el pavimento antes de estrellarse contra un árbol.

La esposa y la hija de Payá han manifestado su desconfianza con la versión oficial de los hechos, en parte por estar basadas en confesiones forzadas y también porque inicialmente tuvieron reportes de que otro automóvil –un Lada rojo, la marca que utilizan los servicios de inteligencia cubanos—perseguía el auto rentado en que viajaba Payá y lo habría chocado para sacarlo de la carretera.

Modig, quien pudo haber aportado detalles del acidente, dijo recordar poco sobre el mismo. “Tengo ciertas imágenes en mente. El coche que se sale de la carretera. Luego me despierto en una ambulancia y no sé dónde estoy”, afirmó.

El sueco sí confirmo que fue interrogado por las autoridades durante tres días, incluso el mismo día del accidente, antes de ser trasladado a La Habana, donde continuó el interrogatorio por otros cinco días, esta vez en una casa aislada.

Modig fue puesto en libertad el 30 de julio y deportado a su país luego de confirmar en una rueda de prensa que se trataba de un accidente y que no hubo más autos involucrados.

El español Carromero, directivo del movimiento juvenil del gobernante Partido Popular, aún continúa retenido en la isla y podría ser acusado de homicidio y condenado hasta 15 años de cárcel.

“Fui (a la isla) para participar en una Cuba más libre pero fui encarcelado e interrogado por la policía. Los cubanos reciben este trato a diario”, se lamentó Modig.

Muestre comentarios

XS
SM
MD
LG