An elderly man votes in a consultation organized by the opposition to reject the government of President Nicolas Maduro in…
Un anciano vota en la consulta popular convocada por la oposición para rechazar el gobierno de Nicolás Maduro en Caracas, Venezuela. Sábado 12 d diciembre de 2020.

MARACAIBO, VENEZUELA - La consulta popular convocada por la oposición venezolana al gobierno en disputa de Nicolás Maduro contó con la participación de al menos 6,4 millones de electores dentro del país y en el exterior, anunciaron sus organizadores la noche del sábado tras la culminación del evento.

El comité organizador precisó que participaron en la iniciativa 6.466.791 electores venezolanos, realizada de manera presencial este sábado en 3.000 puntos instalados en los 350 municipios de Venezuela y otros 350 habilitados en otros 50 países, pero también de forma digital desde el lunes pasado.

Enrique Colmenares, integrante del comité, detalló en el primer boletín que, con 87,44 por ciento de las opiniones certificadas, 3.209.714 de venezolanos participaron in situ en el país; otras 2.412.354 expresiones, por modalidad digital; y 844.728 ciudadanos se manifestaron en persona en el extranjero.

La sociedad civil y el Parlamento electo en 2015 convocaron a los electores venezolanos a esa consulta, contemplada en la Constitución nacional, como respuesta a lo que calificaron como el “fraude” de las elecciones parlamentarias impulsadas por el chavismo el domingo pasado.

Ciudadanos en Caracas participan en la consulta popular de la oposición, el sábado 12 de diciembre de 2020. Foto: Luisana Solano/VOA.

En el evento, se podía participar de forma digital mediante dos aplicaciones y una página web, y de manera presencial, solo el sábado.

Se hicieron tres preguntas a los participantes sobre asuntos como el cese de la “usurpación” de la presidencia de Maduro, la convocatoria a elecciones “libres”, el rechazo al proceso electoral del pasado 6 de diciembre y la ayuda de la comunidad internacional en el rescate de la democracia en Venezuela.

El vocero Colmenares consideró el sábado, que el resultado es un mensaje a la Fuerza Armada, que a su juicio, debe “interpretar el sentimiento del pueblo”. Pidió a la comunidad internacional responder al clamor de la consulta.

“Es un día histórico. No esperábamos nosotros y Venezuela se levantó. Queremos un Año Nuevo con libertad, queremos que en 2021 logremos la libertad”, afirmó, entre vítores, en la sede del comité, en Caracas.

Colmenares calificó la consulta popular como “un acto de verdad”, que marcaría el inicio de una “fase de honestidad” para Venezuela.

La cifra anunciada por la oposición puede ser superior a la real debido a la ausencia de las garantías características de un proceso formal, advirtió el periodista y experto en asuntos electorales de Venezuela, Eugenio Martínez.

“Usted podía votar dos veces entre digital y presencial, especialmente en el exterior en donde en la mayoría de los puntos no existía la segunda urna para ratificar el voto. Es un proceso que no puede verse como electoral porque tiene muchos defectos y faltas de garantías”, explicó en Twitter.

Según Martínez, el nivel de participación anunciado corresponde a “un dato político, técnicamente insostenible”.

“ESTAMOS EN LA CALLE”

El presidente interino de Venezuela, Juan Guaidó, habla con la prensa sobre la consulta popular. Caracas, 12 de diciembre de 2020. Foto: Álvaro Algarra/VOA.

Juan Guaidó, presidente interino de Venezuela, se mostró emocionado por los niveles de participación en la consulta popular en el país y en el exterior.

Para él, la asistencia de los electores a los puntos de consulta contrastó con “la soledad de la dictadura” el 6 de diciembre pasado durante las elecciones parlamentarias, en referencia al 69 por ciento de abstención que hubo oficialmente en esas votaciones impulsadas por el gobierno madurista.

Listó los propósitos que, a su entender, se lograron con la convocatoria política opositora de este sábado y, en general, durante toda la semana.

“Cumplió con todos los objetivos que nos planteamos en este momento: ejercer la mayoría en dictadura, en pandemia, movilizar a Venezuela, desafiar a la dictadura. Lo que faltó el 6 de diciembre, sobró en las calles de Venezuela”, manifestó, seguido de aplausos de los dirigentes políticos presentes.

Guaidó se rió literalmente de la convocatoria que hizo Maduro a sus seguidores a las plazas Bolívar de cada ciudad principal en el país, a manera de respuesta a la consulta. “Discúlpenme. Ni en la Plaza Bolívar de Caracas, a unos metros de Miraflores, pudieron montar un tarantín para celebrar el fraude”, expresó.

Felicitó a los organizadores del evento, quienes, “de manera casi artesanal” y con “audacia”, prepararon vías tecnológicas e instalaron puntos de consulta.

Mariela Díaz, integrante del Comando Regional por la Consulta Popular y dirigente de Voluntad Popular, muestra su teléfono y su cédula después de haber votado en Barcelona, España, el 12 de diciembre de 2020. Foto: Julia Riera/VOA.

Insistió en que la consulta popular sirve a la comunidad internacional para reconocer al Parlamento electo en 2015, de mayoría opositora, como “el único interlocutor legítimo en este momento en Venezuela”.

“Consulta mata fraude, gente mata soledad, democracia mata dictadura. No doblegaron el espíritu del venezolano, no pudieron asesinar la esperanza de todo un país. Les devolvimos la pelota. Somos nosotros los que estamos en la calle”, dijo, esperanzado en que la diáspora venezolana pueda retornar pronto.

El presidente del Parlamento concluyó que el madurismo está derrotado “democráticamente, internacionalmente, pero también numéricamente”.

Los efectos de la consulta podrían ser de corto o nulo alcance, según analistas consultados por la Voz de América. Expertos, como los docentes Jesús Castillo Molleda y Daniel Varnagy, subrayaron antes de la consulta presencial del sábado que la iniciativa no generaría un cambio de gobierno en Venezuela y podría, por el contrario, generar una nueva frustración popular.

POTENCIALES LEYENDAS

El presidente interino Juan Guaidó proclamó que la consulta popular cumplió con los objetivos de movilización y desafíó a Maduro.

Los miembros del comité organizador de la consulta esperan que sea el punto de partida para lograr la “libertad” de Venezuela en 2021.