En ambas paradas Kozak también se reunirá con el sector privado y personal de la embajada estadounidense.
El secretario adjunto de la Oficina de Asuntos del Hemisferio Occidental del Departamento de Estado, Michael Kozak, afirmó por Twitter que Estados Unidos no está negociando con el presidente en disputa de Venezuela, Nicolás Maduro.

Estados Unidos está convencido de que Maduro está acorralado después de las nuevas medidas tomadas contra él y sus colaboradores.

El secretario adjunto de la Oficina de Asuntos del Hemisferio Occidental del Departamento de Estado, Michael Kozak, rechazó este martes lo que identificó como esfuerzos del gobierno en disputa de Venezuela de negociar en secreto con Washington.

Kozak dijo en un mensaje de Twitter que el presidente en disputa de Venezuela, Nicolás “Maduro quiere una negociación secreta con el gobierno de Washington, pero apoyamos a JGuaidó (Juan Guaidó) como presidente interino y a la Asamblea Nacional”.

En su tuit, el funcionario deja en claro que Estados Unidos no está negociando con Maduro.

“El Marco para la Transición Democrática propone que Maduro se vaya ahora y que un gobierno de transición designado por los representantes electos de los partidos en la Asamblea Nacional celebre nuevas elecciones presidenciales”, agregó Kozak en otro tuit.

Estados Unidos está convencido de que Maduro está acorralado después de las nuevas medidas tomadas contra él y sus colaboradores, que incluyen cargos por vínculos con el narcotráfico y una recompensa de 15 millones de dólares por su captura.

Además, Washington también presentó un plan para que Venezuela pueda regresar a la comunidad democrática y levantar las sanciones si celebra elecciones presidenciales y legislativas libres y justas, con todas las garantías para la población, la prensa y los participantes.

El gobierno de Maduro ha rechazado las sanciones y las iniciativas de Estados Unidos, alegando que las decisiones en Venezuela se toman en Caracas, no en Washington, pero según el tuit de Kozak, el mandatario en disputa aún busca una salida con negociaciones por debajo de la mesa.

El Gobierno en disputa ya ha rechazado la última oferta presentada por Washington, que contempla la creación de un consejo de Estado que convoque elecciones un plazo máximo de doce meses.
EE.UU. confía en que su presión lleve la democracia a Venezuela
Funcionarios estadounidenses coinciden en que la posición actual del presidente en disputa de Venezuela es bastante incómoda.