Lorenzo Di Stefano siempre se caracterizó por ser un amigo de la comunidad. En cuanto evento se realizaba, estaba presente u ofrecía su restaurante como sede para todo tipo de reuniones: desde bautizo de libros, hasta ruedas de prensa de congresistas. Las paredes de sus restaurantes “El Arepazo 2” estaban llenas de fotos de sus visitantes más destacados y que iban desde artistas, hasta candidatos presidenciales.

El líder de “Voluntad Popular” Leopoldo López, la creadora de “Vente Venezuela”, María Corina Machado, el exgobernador y líder de “Primero Justicia”, Henrique Capriles y el exalcalde de Caracas, Antonio Ledezma, son algunos de los políticos venezolanos que probaron sus platillos; pero también sus arepas y pabellón criollo, conquistaron los paladares de congresistas como los senadores Marco Rubio y Bill Nelson, o el senador Rick Scott en sus días como gobernador de Florida; por mencionar algunos.

“Siempre he estado involucrado en política y me he relacionado bastante bien con gente del partido republicano que es el partido por el cual simpatizo y por el amor que siento de servir a mi comunidad, es que hago lo que hago”, comenta Lorenzo.

Antes del inicio de la pandemia, se vio obligado a cerrar uno de sus principales restaurantes ubicado en el corazón de la ciudad de Doral, debido a cambios de proyectos en el centro comercial donde estaba ubicado. Luego, se intensificaron los casos de COVID-19 y se vio afectado, como millones de empresarios que tuvieron que reducir personal y, eventualmente, cerrar sus negocios… fue aquí cuando surgió la oportunidad de postularse como miembro del Comité del Partido Republicano en el condado de Miami-Dade, específicamente para las ciudades de Doral y Sweetwater.

“Quiero darles el ejemplo a mis compatriotas venezolanos de que si vivimos en este país, debemos participar en la política de este país, indistintamente del partido, comenta. La única forma de participar en democracia es militando en alguno de los partidos; pero creo que es importante involucrarse, trabajar y cada día entender más cómo funcionamos políticamente aquí en Estados Unidos”.