A worker pumps gas into a vehicle at a state oil company PDVSA gas station in Caracas, Venezuela, Friday, Jan. 3, 2020. Oil…
Un trabajador pone gasolina a un vehículo en una estación de servicio PDVSA en Caracas, Venezuela.

Estados Unidos considera qué medidas podría tomar en respuesta al envío de combustible de Irán a Venezuela, a lo que Irán ya respondió que el impedimento tendría repercusiones, informó esta semana la agencia de noticias Reuters.

Reuters reportó el miércoles que un buque con bandera iraní, Clavel, pasó el Canal de Suez tras cargar combustible a fines de marzo en el puerto de Bandar Abbas, en Irán, según datos de rastreo de Refinitiv Eikon.

Un día después, el jueves, un funcionario de alto rango de la administración de Donald Trump afirmó a la agencia de noticias, en condición de anonimato, que: "Estamos viendo qué medidas se pueden tomar”.

“No solo no es bienvenido por Estados Unidos, sino que no es bienvenido por la región”, indicó el funcionario, quien agregaría a Reuters que Estados Unidos tiene un "alto grado de certeza" de que el gobierno en disputa de Venezuela está pagando el combustible con toneladas de oro.

Jhon Jiménez, taxista venezolano, contó a la VOA las peripecias que hace para seguir trabajando en Venezuela [Foto: Fabiana Rondón]
Venezuela: Taxistas se debaten entre conseguir gasolina y cuidarse del COVID-19
Sobrevivir entre la cuarentena por el coroavirus y la escasez de gasolina, es parte del reto de ser taxista en Venezuela.

Ante estas declaraciones, una agencia de noticias iraní reconocida como cercana a la Guardia Revolucionaria reportó el sábado que habría repercusiones si Estados Unidos actuaba "como pirata" contra un envío. 

Sin embargo, el Claver parece no ser el único buque enviado por Irán a la nación suramericana. 

La agencia Associated Press reportó el domingo que otros cuatro barcos tienen rutas que podrían llevarlos a Venezuela, según datos recolectados del Sistema de Identificación Automática de los buques.

“No hemos visto nada como esto antes”, afirmó a AP el capitán Ranjith Raja, un analista de la firma de datos Refinitiv Eikon.

La capacidad de los cinco barcos es de unas 175,000 toneladas métricas, apunta la agencia.

Este mismo domingo, a través de un comunicado, el Ministerio de Relaciones Exteriores de Irán, advirtió al Secretario General de la ONU, Antonio Guterres, que la "piratería" de Estados Unidos amenazaba con "interrumpir la transmisión de combustible de Irán a Venezuela".

El sector petrolero tanto en Irán como en Venezuela están sancionados por EE.UU.

La escasez de combustible en Venezuela, reportada por lo general en algunos estados del país, se ha generalizo después del establecimiento de la cuarentena para evitar la propagación del coronavirus.

Ni el gobierno en diputa, ni el interino de Venezuela, han respondido oficialmente a los reportes de las agencias.