People walk past the National Assembly building during a parliamentary session in Caracas, Venezuela December 14, 2016. REUTERS…
Hasta 37 partidos de oposición venezolana ya han confirmado que no participarán en el proceso electoral de diciembre por considerarlo una “farsa”.

CARACAS - Estados Unidos sancionó este martes a cinco políticos venezolanos, cuatro de los cuales se identifican con la oposición, aunque actualmente se mantienen apartados de sus respectivos partidos, por considerar que han facilitado los esfuerzos del "régimen ilegítimo" de Nicolás Maduro para "socavar la democracia" en la nación sudamericana.

Los opositores sancionados por la Oficina de Control de Activos Extranjeros (OFAC) del Departamento del Tesoro de EE.UU. son Miguel Ponente Parra, delegado político de Primero Justicia; Guillermo Luces Osorio, diputado suplente; José Bernabé Gutiérrez; secretario general de Acción Democrática nombrado por el Tribunal Supremo de Justicia (TSJ); y Chaim Bucaran Paraguan, diputado.

El anuncio se produjo mediante un comunicado titulado 'El Tesoro continúa su presión sobre funcionarios del régimen ilegítimo por socavar la democracia en Venezuela'.

El despacho asegura que los señalados han participado en un “esquema más amplio para manipular las elecciones parlamentarias” convocadas para este 6 de diciembre al colocar el control de partidos de oposición “en manos de políticos afiliados al régimen de Nicolás Maduro”.

"Estados Unidos sigue comprometido en responsabilizar al régimen de Maduro y sus partidarios por su flagrante corrupción para garantizar que el pueblo venezolano obtenga las elecciones libres y justas que se merecen”, cita el texto al secretario del Tesoro estadounidense, Steven Mnuchin.

Este sería un segundo bloque de sanciones a diputados y políticos opositores venezolanos que Washington considera que han ayudado al gobierno en disputa con sus acciones.

Estudiantes y miembros del gremio universitario venezolano protestaron en contra de una sentencia, a propósito que se vencía el plazo de seis meses otorgados por el TSJ.
“Ahí vence el caos”: Oposición venezolana repudia fallo judicial sobre poder electoral
La ONG Acceso a la Justicia valora que la sentencia 0068 “es una muestra de que el TSJ se mueve al compás de los intereses del Gobierno nacional”.

EE.UU. explica que en los últimos meses al TSJ han llegado casos desafiando el liderazgo de tres de los cuatro partidos de oposición más grandes del país. El máximo tribunal del país ha fallado a favor de los “afiliados al régimen” y ha reemplazado el liderazgo de los partidos por una junta directiva ad hoc.

Los señalados son quienes han llevado los casos al TSJ, son los beneficiados de esos fallos a favor o están relacionados con ellos.

En el caso específico de Ponente Parra, es también jefe de personal de Luis Parra, quien fue sancionado por EE.UU. luego de juramentarse como presidente de la Asamblea Nacional (AN) con el apoyo la bancada oficialista y de un grupo de diputados que había sido separado de la oposición.

La OFAC también sancionó a un quinto funcionario, Williams Benavides Rondón,  diputado suplente por el Partido Socialista Unido de Venezuela (Psuv)el partido de gobierno, al que el TSJ nombró presidente ad hoc del partido Tupamaro.

Mike Pompeo, secretario de Estado de EE.UU., se refirió a las sanciones y aseguró que los señalados son sancionados por su “complicidad” al permitir los esfuerzos del gobierno en disputa “de despojar al pueblo de Venezuela de su derecho a elegir a sus líderes en elecciones libres y justas”. 

“Estados Unidos reafirma su compromiso de promover la rendición de cuentas para todos aquellos que buscan socavar la democracia y despojar a Venezuela de su futuro democrático. Al hacerlo, contribuyen a los grandes esfuerzos por tomar y mantener el poder de facto por parte de un dictador desesperado e ilegítimo”, indicó Pompeo en un comunicado.

En virtud al señalamiento, las propiedades de estas personas en EE.UU., o en posesión o control de estadounidenses, quedan bloqueadas. Y además, la medida aplica a cualquier entidad que sea propiedad, directa o indirectamente, den la que participen, en un 50% o más, los señalados en las sanciones de hoy.

Hasta 37 partidos de oposición venezolana ya han confirmado que no participarán en el proceso electoral de diciembre por considerarlo una “farsa”. Un sector de la oposición, como el excandidato presidencial y exgobernador, Henrique Capriles, abogan por no “regalar” la Asamblea Nacional.

EE.UU. ha expresado la necesidad de elecciones “libres, justas y verificables” en Venezuela y reiterado su apoyo a Juan Guaidó, presidente interino del país y presidente del Parlamento.