A sign informs customers at the Edison Hotel restaurant about wearing a protective face mask during the coronavirus pandemic,…
Una señal en la ciudad de Miami Beach informa a los clientes de un hotel sobre cómo protegerse con las máscaras para evitar el contagio en la pandemia de coronavirus.

La aceleración en el número de muertes en Estados Unidos alcanzó la cifra de 150.000 a nivel nacional, lo que llevó a la ciudad de Miami a decidir que los estudiantes no deberían regresar a las escuelas.

El aumento de 10.000 muertes en los últimos 11 días es el más rápido en EE.UU. desde principios de junio, según recuento de Reuters. Esto provocó acalorados debates entre el público estadounidense y sus líderes sobre el mejor curso a seguir.

Florida, un epicentro de la pandemia en las últimas semanas, informó otro récord de 217 muertes en un día el miércoles, según funcionarios de salud estatales.

Las Escuelas Públicas del Condado Miami-Dade, entre el sistema escolar más grande de la nación, anunciaron que los estudiantes comenzarían el semestre de forma remota, en lugar de la asistencia en persona.

"A la luz del aumento viral en nuestra comunidad, lo mejor para los estudiantes y empleados es comenzar el año escolar 20-21 a distancia", dijo el sistema en Twitter. El año escolar comenzará el 31 de agosto.

El periódico Miami Herald informó que el distrito escolar decidirá a fines de septiembre si las clases pueden reanudarse el 5 de octubre.

El Instituto de Medición y Evaluación de la Salud de la Universidad de Washington predijo en marzo que la pandemia podría matar a más de 81.000 personas en julio.

En su última declaración el 14 de julio, el IHME dijo que su modelo ahora proyecta el número de muertos en Estados Unidos en más de 224.000 para el 1 de noviembre, informó AP.

Sin embargo, el instituto agregó que muchas muertes podrían evitarse con medidas preventivas como máscaras y distanciamiento social.

El estado con más casos en el país es California, con 473.785, seguido por Florida, con 451.413; Nueva York, con 413.593; y Texas, con 410.039. Sin embargo, Nueva York sigue siendo el estado con más fallecidos, con 32.658, más del doble que Nueva Jersey, que figura en segundo lugar con 15.798, según la Universidad Johns Hopkins.

(Con información de AP y Reuters)