El vicefiscal general de EE.UU., Rod Rosenstein, durante la presentación de un video de la Oficina de Asistencia Jurídica sobre el fentanilo.  Agosto 30, de 2018.,
El vicefiscal general de EE.UU., Rod Rosenstein, durante la presentación de un video de la Oficina de Asistencia Jurídica sobre el fentanilo. Agosto 30, de 2018.,

WASHINGTON D.C. - Rod Rosenstein presenta carta de renuncia a Trump

El vicefiscal general Rod Rosenstein presentó su renuncia el lunes, poniendo fin a una carrera de casi dos años definida por su nombramiento de un fiscal especial para investigar las conexiones entre la campaña del presidente Donald Trump y Rusia. Su último día será el 11 de mayo.

Se esperaba la partida de Rosenstein desde la confirmación de William Barr como fiscal general. La Casa Blanca nominó un reemplazo para el puesto número 2 del departamento hace semanas.

Rosenstein tenía la intención de irse a mediados de marzo, pero se quedó para completar la investigación sobre el fiscal especial Robert Mueller en Rusia. El mes pasado, Mueller presentó su informe al Departamento de Justicia, y Rosenstein formó parte de un pequeño grupo de funcionarios del departamento que revisaron el documento y ayudaron a dar forma a su publicación. 

Después de que Mueller no llegó a una conclusión sobre si Trump había obstruido la investigación, Barr y Rosenstein intervinieron y determinaron que la evidencia no era suficiente para respaldar tal alegación.

Rosenstein nombró a Mueller en mayo de 2017 luego de la recusación del entonces fiscal general Jeff Sessions y supervisó gran parte de su trabajo. Su salida deja al departamento sin el funcionario más alineado con la investigación, mientras los funcionarios lidian con el escrutinio público y del Congreso sobre los hallazgos del fiscal especial y el manejo del informe por parte del departamento.

No solo supervisó el trabajo de Mueller durante gran parte de los últimos dos años, sino que también defendió la investigación contra los ataques de los republicanos en el Congreso y de Trump, quien la ha criticado como una "caza de brujas". Al hacerlo, Rosenstein a veces se encontraba en desacuerdo con Trump, pero, sin embargo, se ahorró la mayor parte de la ira dirigida a Sessions, cuya recusación enfureció al presidente, lo que llevó a su renuncia forzada en noviembre pasado.

El cargo de vicefiscal general es un trabajo sumamente importante, responsable de supervisar las operaciones diarias del Departamento de Justicia y el trabajo de los fiscales de Estados Unidos en todo el país.