U.S. President Donald Trump holds a rally to contest the certification of the 2020 U.S. presidential election results by the U.S. Congress in Washington
El presidente Donald Trump toma la palabra durante una multitudinaria protesta en contra de la certificación electoral, celebrada en Washington, el 6 de enero de 2021.

WASHINGTON D.C. - El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, aseguró una vez más, sin ofrecer pruebas, que "amañaron" las elecciones presidenciales electorales del pasado 3 de noviembre, cuyos resultados deberán ser certificados este miércoles por el Congreso.

"Este año (sic) amañaron la elección y lo hicieron como nunca antes se había amañado una elección", aseguró Trump antes miles de seguidores enfervorizados que hoy se han dado cita en Washington para protestar en contra de la certificación de la victoria electoral del demócrata Joe Biden, quien en cualquier caso está llamado a asumir la presidencia el próximo 20 de enero.

El mandatario, cuyas alegaciones han sido desmentidas por autoridades federales y locales, así como desestimadas por más de cincuenta tribunales repartidos por todo el país, argumentó que no era "posible" que hubiera sufrido una derrota en las pasadas elecciones del 3 de noviembre cuando obtuvo más votos que en los comicios de 2016, frente a la entonces candidata demócrata, Hillary Clinton.

La participación récord en esta última elección llevó a Trump a sumar un total de 74 millones de votos, doce millones más que cuatro años. En cualquier caso, en esta ocasión su rival, el demócrata Joe Biden obtuvo el apoyo de 81 millones de estadounidenses, convirtiéndose así en el candidato más votado de la historia del país.

“80 millones de votos computarizados", sostuvo Trump, quien tras poner en duda la fiabilidad de la votación por correo durante la campaña electoral, en las últimas semanas ha puesto el foco en la vulnerabilidad de las maquinas de votación, una acusación que también ha sido rechazada por las agencias de seguridad.

En presentaciones en la televisión nacional, el vicepresidente de EE.UU., Mike Pence, anunció nuevas medidas y más funcionarios para la lucha contra el coronavirus.
¿Cómo confirmará el Congreso de EE.UU. los resultados de la elección de 2020?
Los procedimientos para la sesión quedaron establecidos en la Ley de Conteo Electoral de 1887.

La intervención del mandatario saliente se produjo minutos antes de que el Congreso iniciara una sesión bicamaral para la certificación de los resultados entregados por los Colegios Electorales de cada estado, en lo que suele ser una mera formalidad, pero que este año planean boicotear cerca de un centenar de congresistas republicanos, así como una decena de senadores de ese mismo partido.

Sin embargo, debido a que los conservadores no controlan ambas cámaras, esta maniobra esta abocada a la nada, más allá de demorar por unas horas el proceso. Es por ello que, en las últimas horas, Trump ha venido presionando al vicepresidente Mike Pence para que tome cartas en el asunto, a pesar de que su papel en la ceremonia de hoy es apenas notarial.

“Miro a Mike Pence y pienso que Mike va a hacer lo correcto, lo espero; porque si Mike Pence hace lo correcto, ganamos la elección", afirmó Trump ante los miles de ciudadanos que se dieron cita frente a la Casa Blanca para escucharle. “Lo único que el vicepresidente Mike Pence tiene que hacer es mandarlos de vuelta a los estados para su recertificación y nos convertimos en presidente y vosotros sois la gente más feliz".

Finalmente, Trump, que anunció que la Casa Blanca enviará al Congreso de manera inmediata un paquete de reformas electorales, se comprometió: “No dejaremos que silencien vuestras voces".