A graffiti reading "racist" is seen on a statue of Fray Junipero Serra in Palma de Mallorca, Spain, June 22, 2020. REUTERS…
Una estatua del Fray Junípero Serra fue manchada con la frase "racista" en Palma de Mallorca, España.

LOS ANGELES, CALIFORNIA - En medio de las protestas por igualdad racial, ha vuelto a cuestionarse el legado histórico del fraile franciscano, Junípero Serra, quien fundó nueve de las 21 misiones católicas a lo largo del territorio que ahora es California, durante la colonización española en el siglo XVIII.

Manifestantes y activistas indígenas han derribado estatuas de Junípero Serra en el centro de Los Ángeles y en San Francisco en días recientes. Otra estatua, al frente de la alcaldía de la ciudad de Ventura, fundada por Serra, será removida por las autoridades.

Para Joel García, descendiente Huichol y nativo-americano, que estuvo presente cuando se derribó la estatua en Los Ángeles, Serra es un símbolo de opresión.

“Este país nació con violencia y si una estatua como la de Serra es un obstáculo para tener esas conversaciones hay que quitar ese obstáculo para poder platicar de eso", dijo García a la Voz de América.

Una estatua del Fray Junípero Serra fue derribada después de haber sido manchada con pintura en San Francisco, California, el 19 de junio.

Fray Serra ha sido celebrado por su rol en la historia de California y venerado por la Iglesia Católica, quien a manos del Papa Francisco fue canonizado y declarado santo en 2015, pero criticado por la evangelización de indígenas y destrucción de su cultura y modo de vida.

“Muchos han dicho que tumbando esas estatuas es como estar borrando la historia pero en si, esas estatuas impiden que la historia verdadera salga a la luz”, agregó García.  

Al respecto, la conferencia Católica de California, publicó un comunicado en el que apoya los movimientos para eliminar el racismo, pero reprochó el vandalismo y remoción a la fuerza de las estatuas del Fray Junípero Serra.

"Durante la semana pasada, la cuestión específica de eliminar las estatuas de los líderes políticos, militares y culturales del pasado ha cobrado impulso. Para que este proceso sea realmente efectivo como remedio para el racismo, se debe discernir cuidadosamente toda la contribución que la figura histórica en cuestión hizo a la vida estadounidense, especialmente en la promoción de los derechos de los pueblos marginados", reza el comunicado.

Agrega que el religioso, fue en realidad un defensor de los derechos de las comunidades indígenas de su tiempo.

“La verdad histórica es que Serra presionó repetidamente a las autoridades españolas para que trataran mejor a las comunidades nativas americanas, fue un hombre adelantado a su tiempo que hizo grandes sacrificios para defender y servir a la población indígena y trabajar contra una opresión que se extiende mucho más allá de la era de las misiones", reza parte del comunicado publicado por la institución religiosa

"Si eso no es suficiente para legitimar una estatua pública en el estado que hizo tanto para crear, entonces prácticamente todas las figuras históricas del pasado de nuestra nación tendrán que ser eliminadas por sus fallas medidas a la luz de los estándares actuales", agrega.

[Con colaboración de Herbert Zepeda]