A NYPD police offer wears a Blue Line face mask indicating support for law enforcement at the scene of a shooting in the…
Un agente de la policía de Nueva York usa un tapabocas con líneas azules que indican su apoyo a las fuerzas del orden en la escena de un tiroteo en Brooklyn, Nueva York, e 25 de junio de 2020.

NUEVA YORK - La presión ciudadana y de organizaciones civiles hacia los departamentos de policía para que se apliquen medidas que controlen más a los agentes o que depuren a los cuerpos de seguridad aumenta cada día.

En Nueva York, los que protestan, han tomado medidas extremas para que se cumplan sus solicitudes, mientras el comisionado de la policía advierte del impacto que esta acción podría tener en la seguridad ciudadana.

Demonstrators hold a Black Lives Matter banner during a protest against racial inequality in the aftermath of the death in…
Amnistía Internacional pide a EE.UU. detener violencia policial contra protestas de “Black Lives Matter”
Amnistía Internacional dijo que documentó 125 ejemplos separados de violencia policial contra manifestantes en 40 estados y el Distrito de Columbia en EE.UU. entre el 26 de mayo y el 5 de junio de 2020.

Un grupo de manifestantes que se han tomado el estacionamiento frente al ayuntamiento de la ciudad de Nueva York, tiene un objetivo claro y es pedir que se reduzca el presupuesto de la Policía de Nueva York, en mil millones de dólares, y han indicado que permanecerán allí hasta que esto suceda. 

Valdemar Santo, quien se ha unido a los cientos de manifestantes que acampan en el bajo Manhattan, desde hace ya una semana, para pedir una reforma del Departamento de Policía, así como el recorte de los 6 mil millones de dólares de su presupuesto, narra su propia experiencia con los uniformados de la Gran Manzana, la fuerza policial más grande de Estados Unidos. 

“Ve lo que dicen las patrullas que traen, que ellos dan respeto y que son profesionales y no hacen nada de eso al momento de arrestar a una persona, a mí me lo han hecho, a mí me han perseguido, una calle dos calles y yo me enojo y los detengo, cuando se bajan corriendo a detenerme, les digo que no hagan eso, les digo si yo hice algo mal y yo les digo está bien arréstenme y me voy”.    

Por su parte, Bill De Blasio-Alcalde de Nueva York, dijo que comenzarán a utilizar fondos para proyectos de beneficio a la ciudadanía.

“Vamos a trasladar fondos del departamento de la policía de Nueva York a iniciativas juveniles y servicios sociales”, dijo el alcalde.

Por su parte, el comisionado de la policía de Nueva York, Dermont Shea, quien ha manifestado su apoyo a esta iniciativa, con un recorte más moderado, se ha referido al impacto que esta tendría tras registrarse un incremento del 42% en el número de homicidios de la ciudad, el más alto en 5 años, comparado a esta fecha en 2019. 

(Adaptación: Herbert Zepeda)