El presidente Donald Trump ha calificado el proceso para juicio político en la Cámara de Representantes como una "farsa", "engaño" y "cacería de brujas".
El presidente Donald Trump ha calificado el proceso para juicio político en la Cámara de Representantes como una "farsa", "engaño" y "cacería de brujas".

WASHINGTON - En una segunda jornada el jueves demócratas y republicanos debatieron los cargos contra Donald Trump. ¿El lugar? La comisión judicial de la Cámara de Representantes.

Y mientras, en la Casa Blanca, su portavoz sostiene que el presidente no pierde tiempo en eso, su interés en el proceso se reflejó en su cuenta en Twitter, donde estuvo muy activo reenviando mensajes sobre este proceso para su juicio político.

Previo a la sesión de la Cámara de Representantes, Trump defendió nuevamente en su cuenta de Twitter la llamada al presidente ucraniano y el éxito de su gestión de gobierno.

 

"¿Cómo puede ser acusado cuando no ha hecho NADA mal (una llamada perfecta), he creado la mejor economía en la historia de nuestro país, he reconstruido nuestras Fuerzas Armadas, he arreglado el V.A. (¡Opción!), reducido los impuestos y las normas, protegido su Segunda Enmienda, creado trabajos, trabajos, trabajos y mucho más? ¡Loco!", escribió.

En uno de ellos, Trump acusa a dos legisladores demócratas de haber malinterpretado su llamada con su homólogo ucraniano, en el centro de la investigación del Congreso por presuntamente pedir favores políticos a un gobierno extranjero. Según el presidente, no quiso pedir a Volodimir Zelenskiy que le hiciera un favor a él personalmente, sino a Estados Unidos como nación.

En otro tuit, Trump cambió la dirección, preguntando por qué otros países europeos no destinan ayudas financieras a Ucrania, como hace Washington.


De hecho, en el centro del más que probable juicio político está también una ayuda de 400 millones de dólares que Trump retuvo a Kiev, al pedirle que investigara a uno de sus principales oponentes políticos, el demócrata Joe Biden.