Iranian President Hassan Rouhani speaks during a cabinet meeting, as the spread of the coronavirus disease (COVID-19) continues, in Tehran
El presidente de Irán, Hassan Rouhani, durante una reunión de ministros en Teherán.

WASHINGTON DC - El enviado especial de Estados Unidos para Venezuela, Elliott Abrams, alertó el viernes sobre la posibilidad de que Irán compre armas a Rusia o China para vendérselas al gobierno en disputa de Nicolás Maduro.

“Irán (…) podría, en teoría, comprar o vender de Rusia o China y luego venderla a Venezuela subiéndole el precio”, advirtió el diplomático en una teleconferencia, en la que también destacó que Teherán manufactura “ciertas cosas” que podría ofrecer a Caracas.

“Estamos observándolo cuidadosamente”, dijo el funcionario del Departamento de Estado y acotó que el gobierno del presidente Donald Trump “ha puesto límites importantes sobre el tipo de armas que Irán puede enviar al hemisferio occidental”.

Las relaciones entre Irán y Venezuela se han estrechado en los últimos meses, generando tensión con Washington, con el envío de varios buques con gasolina hacia el país suramericano.

U.S. Secretary of State Mike Pompeo gives a news conference about dealings with China and Iran, and on the fight against the…
"Irán no es una democracia responsable": Pompeo pide extensión de embargo de armas
"Irán sería como una espada de Damocles sobre la estabilidad económica del Oriente Medio, poniendo en peligro a naciones como Rusia y China que dependen de la estabilidad de los precios estables de la energía”, dijo el secretario de Estado, Mike Pompeo, al Consejo de Seguridad de la ONU.

En un evento organizado por el centro de pensamiento Heritage Foundation, Abrams expuso que el aislamiento diplomático al que EE.UU. ha sometido a los gobiernos venezolano e iraní los ha hecho buscarse el uno al otro para encontrar apoyo económico e ideológico.

"Son Estados para países sin amigos; están buscando una manera de mostrar que no están realmente aislados”, expuso Abrams.

Tanto EE.UU. como el gobierno interino de Venezuela, liderado por Juan Guaidó, han acusado a Maduro de pagar a Irán con oro extraído “ilegalmente” a cambio de la gasolina, que en los últimos tiempos se ha vuelto necesaria en el país con las mayores reservas de petróleo del mundo debido a que su producción se ha visto reducida drásticamente.

El gobierno en disputa de Maduro ha calificado las sanciones estadounidenses de "criminales" y presentó una denuncia frente a la Corte Penal Internacional contra EE.UU. por "crímenes de lesa humanidad". 

“Maduro tiene una cosa para vender: petróleo y necesita gasolina desesperadamente porque nadie está comprando crudo”, explicó Abrams.  El diplomático aseguró que EE.UU. ha sido “muy exitoso” con su política de sanciones -endurecidas durante el gobierno Trump- y que ha conseguido “quitar los recursos al régimen”.