En entrevista con Foro Interamericano de VOA, el congresista Díaz-Balart, dijo que Chávez convirtió “Venezuela en una colonia de Cuba".

Mario Díaz-Balart, representante republicano por el estado de Florida criticó el proceso que lleva adelante el presidente de Venezuela, Hugo Chávez, a través de lo que denomina "el socialismo del siglo XXI".

El congresista cubano-estadounidense dijo que Chávez ha subordinado el futuro de Venezuela al régimen que los hermanos Fidel y Raúl Castro han impuesto en Cuba desde hace más de medio siglo.

Durante una entrevista en el programa de televisión Foro Interamericano de la Voz de América, Díaz-Balart afirmó en forma enfática que con Chávez, “Venezuela es una colonia de Cuba”.

“Es interesante que el señor (Hugo) Chávez quiere convertir a Venezuela en una colonia de Cuba. Chávez le roba miles de millones de dólares a los ciudadanos venezolanos y los envía a distintas partes del mundo, pero especialmente a Cuba y se ha convertido en una colonia de los hermanos (Raúl y Fidel) Castro”, explicó Díaz-Balart.

El congresista estadounidense aseguró que aunque Chávez “llegó a ser presidente bajo un proceso democrático” sus acciones en años recientes lo han llevado a perder “todo tipo de legitimidad” y ha convertirse “en un dictador”.

“Cualquiera de la prensa que diga algo negativo contra Chávez le cierran el periódico, el canal, los arrestan, ya sistemáticamente vemos que es un régimen que está yendo hacia un régimen totalitario y comunista que ha destruido la economía (de su país)”, argumentó Díaz-Balart.

Díaz-Balart aseguró además que no existen dudas sobre la relación de Chávez y grupos terroristas internacionales como las FARC. Colombia extraditaría al supuesto narcotraficante Walid Makled, pieza clave para sacar a la luz los tratos del mandatario venezolano con los grupos terroristas, a Estados Unidos, sin embargo, Makled será enviado a Venezuela para que se le juzgue allá, una decisión que Díaz-Balart dice no comprender.

“Parece ser el Departamento de Justicia de EE.UU. le dijo a Colombia que no le interesaba que les mandaran a este sujeto. Si eso es verdad es un escándalo enorme en EE.UU. Estamos hablando de un señor que conoce y tiene información sobre las alianzas de grupos terroristas y el dictador Chávez de Venezuela. Obviamente Venezuela lo quiere inmediatamente porque no quieren que este tipo hable”, expresó el funcionario.

El cubano-estadounidense también aclaró que las supuestas muestras de flexibilidad por parte del gobierno de Cuba no son más que una estrategia política pero que sigue siendo un “régimen totalitario, militarista, racista y corrupto.

“En el Congreso estamos trabajando para que ese día que viene, el día de la libertad plena y absoluta de los cubanos sea lo más rápido posible”, detalló el congresista.

El legislador estadounidense se refirió al Tratado de Libre Comercio (TLC) entre Estados Unidos y Colombia. Díaz Balart es el copresidente junto a los congresistas, Gregory Meeks –demócrata por Nueva York, Aaron Schock –republicano por Illinois- y Henry Cuellar –democrata por Texas-, del grupo de trabajo de Colombia en el Congreso de Estados Unidos.

Durante la entrevista con la periodista Patricia Dalmasy, Díaz-Balart recordó que “siempre había existido una plataforma bipartidista para aprobar el TLC con Colombia”, y que la iniciativa “se inscribe dentro de lo que el presidente Barack Obama siempre hablaba, de promover las exportaciones de Estados Unidos, pero después no avanzaban con la iniciativa”.

Sin embargo, desde que el Partido Republicano recuperó el control del Congreso, la presión fue creciente para avanzar con la iniciativa que “es una iniciativa que no tiene costos, para incrementar las exportaciones y crear los tan necesarios puestos de trabajo en el país”, afirmó