Convencidos
y cautelosos


La decisión de cortar los fondos de Obamacare es impulsada por activistas del movimiento ultraconservador Tea Party, dice el analista David Hawkings, de Roll Call, un periódico que cubre las actividades del Congreso.

"Los republicanos conservadores, los republicanos del Tea Party están ansiosos por dar la pelea desde que llegaron all Congreso en 2011" a incluso "todavía hay un número sólido de republicanos en la Cámara que están ansiosos por tener este tipo de confrontación y piensan que van a ganar", dice Hawkings.

Por su parte el estratega republicano Ford O'Connell se encuentra entre los republicanos que advierten a sus correligionarios de no hacerlo.

"Es una estrategia muy, muy arriesgada que podría volverse en contra y terminaría afectando a los republicanos en un momento muy importante, cuando están tratando de cambiar su identidad y cambiar la percepción en el electorado para ganar las elecciones” de medio término en “2014, para poder tomar el control del Congreso", explicó O´Connell.

También los republicanos más veteranos temen que debido a que ya fueron acusados ​​de haber cerrado el gobierno en la década del ’90 durante los enfrentamientos por el presupuesto con el ex presidente Bill Clinton, que volverá a ocurrir en caso de un cierre del gobierno debido a la ley de atención de salud.