Usuarios de internet en Venezuela señalan que la conectividad es "impredecible".

Según un estudio reciente de Speedtest Global Index, un portal que mide la velocidad de la Internet, la conexión de los hogares venezolanos se encuentra en el penúltimo lugar. El estudio cubre a 176 países y Venezuela se ubica en el puesto 175. Con 3,67 Mbps, sólo supera la conectividad de Turkmenistán, un país de Asia central que cuenta con 2,06 Mbps.

¿Cuáles son los motivos de esta baja conectividad?

Según Fran Monroy, periodista especializado en informática consultado por la Voz de América, algunos de los problemas que enfrentan los proveedores privados son “la falta de divisas para comprar ancho de banda internacional y una serie de regulaciones gubernamentales que no les permiten tener un precio rentable”. Como consecuencia, según el experto, “no se estimula a la competencia y no se permiten puntos únicos de acceso”.

Rod Soto, director de la empresa de seguridad digital HackMiami, explicó a la VOA que otro agravante de la situación es que la “crisis económica ha traído el deterioro y eso trae deficiencia en servicio y prácticamente la calidad del servicio se ha deteriorado”, comentó.

Los expertos coinciden en que los fallos eléctricos o apagones también son un factor que provocan que haya una baja conectividad.

La Compañía Anónima Nacional Teléfonos de Venezuela, CANTV, que es el proveedor estatal venezolano, “no ofrece un buen servicio porque sus tarifas son ilógicas y hay más de un millón de fallas en CANTV en este momento”, asegura Monroy.

Monroy explica que los proveedores privados de internet ofrecen niveles de velocidad parecidos al resto de Latinoamérica, pero debido a que en Venezuela, “el 60% del mercado usa CANTV, el promedio de navegación es muy bajo”.

¿Qué opinan los venezolanos?

Venezuela 360 de la VOA, le preguntó a algunos venezolanos en Caracas sobre la conectividad en su país.

“En mi casa no hay conexión, tienes que estar como pescando… Y en la oficina también, se cae de repente”, dijo una venezolana que identificó como Signia.

Juan Reyes, otro ciudadano de la nación caribeña, declaró que “es impredecible totalmente si hay o no conectividad”.

La población venezolana es la principal afectada en esta problemática, ya que acciones como comunicarse con familiares que están fuera del país, realizar una transferencia o simplemente enviar una foto, suponen todo un reto.

Un pasado bien diferente

Rod Soto, director de HackMiami, explica que la situación de conectivdad de Venezuela era diferente hace unos años: “Fue el líder de la región durante mucho tiempo y ahora es la cola del mundo, quedó una infraestructura importante que se está haciendo obsoleta, vieja, todavía quedan chispazos de un pasado glorioso”.