Se inaugura en Madrid el primer laboratorio para la creación de órganos bioartificiales con células madre que serán implantados en enfermos.

“Se trata de vaciar corazones u otros órganos humanos no aptos para trasplantes de su contenido celular y adaptarlos con células madre del paciente que puedan reconstruir el interior del órgano”, comentó el doctor Francisco Fernández, jefe del servicio de cardiología del hospital Gregorio Marañón, donde se encuentra el centro.

España, líder en trasplantes de órganos, será también pionera en implantarlos a enfermos tras la inauguración del primer laboratorio del mundo destinado a ello.

El trasplante de este tipo de órganos, que podría hacerse realidad probablemente en 10 años, acabaría con dos problemas. Uno es la falta de donantes o de órganos idóneos para el trasplante, y el otro, el rechazo del órgano trasplantado por parte del paciente, cuando las matrices son inertes y no tienen ninguna capacidad de respuesta inmunológica y menos de un 5 % de DNA, explicó Fernández.


El objetivo del laboratorio es crear un banco de matrices, que puedan conservarse durante meses, y que sirvan para construir nuevos órganos a la medida de los pacientes.

España forma parte del G-4 de la medicina regenerativa, junto con Estados Unidos, Canadá y Reino Unido.