Autoridades en Líbano señalaron que la bomba usada en el atentado contra el ministro de defensa saliente pro sirio Elias Murr, fue activada cuando la caravana de Murr pasaba por un barrio donde se encuentran las embajadas y las residencias diplomáticas.

El ex primer ministro libanés Rafik Hariri fue asesinado en circunstancias similares en Beirut, hace seis meses.

Por lo menos otras 12 personas resultaron heridas en la explosión de hoy, incluyendo la esposa del embajador mexicano.

En el hospital, Murr dijo que se encuentra en buen estado de salud y llamó a los libaneses a mantenerse firmes mientras la nación pasa por lo que calificaron “un periodo difícil”.

Una declaración de la Embajada estadounidense señaló que los atacantes tratan de socavar la fe del pueblo libanés en las instituciones gubernamentales.

También expresa confianza en que los libaneses no serán desanimados.