Fueron anunciados los resultados impresionantemente exitosos de un fármaco experimental para combatir el Síndrome de Mielodisplácia, SMD, una mortal enfermedad de la sangre, más común que la leucemia.

Científicos en una conferencia médica en Orlando, Florida, dicen que la medicina Revlimid parece ser el primer tratamiento efectivo para unas 300 mil personas que sufren de SMD.

La médula espinal de la persona afectada por este síndrome no produce suficientes células sanguíneas saludables.

En el estudio, los científicos probaron el medicamento en 115 personas que tienen una anormalidad cromosómica que se sabe causa el SMD. Después de unos seis meses sometidos a Revlimid, el 66% de los pacientes no necesitó más transfusiones sanguíneas.

Un año después, el 75% de ese grupo de pacientes seguía sin requerir transfusiones.

Las señales de una mutación genética que causa la enfermedad desaparecieron completamente en más de 50 pacientes, y disminueron en muchos otros.

Revlimid aún no está disponible comercialmente, pero Celgene, el fabricante del medicamento, espera que los datos de las pruebas aceleren el proceso de aprobación.