El presidente Bush exhortó a los estadounidenses a que conmemoren el sexagésimo aniversario del fin de la Segunda Guerra Mundial en Europa.

En una proclama dada a conocer el martes, Bush dijo que la victoria de Estados Unidos y las fuerzas aliadas en la guerra liberó a millones de la opresión y la tiranía.

Bush trazó un paralelo con la actual guerra contra el terrorismo encabezada por Estados Unidos, indicando que los hombres y mujeres estadounidenses que sirven en las fuerzas armadas trabajan para extender la paz y la libertad en todo el mundo.

La proclama tuvo lugar en anticipación al viaje que Bush iniciará a fines de esta semana a Europa.

Bush se reunirá con los presidentes de los estados bálticos en Letonia el sábado, después viajará a Holanda y Rusia para participar en las ceremonias del fin de la guerra.

La Alemania nazi se rindió formalmente a las fuerzas aliadas el 8 de mayo de 1945.