El Parlamento iraquí aprobó un gabinete, con lo que formó el gobierno transicional del país casi tres meses después de las históricas elecciones.

Una abrumadora mayoría de la Asamblea Nacional de 275 escaños aprobó la lista de miembros del gabinete presentada por el primer ministro designado Ibrahim al-Jaafari.

Sin embargo, la lista incluye varios ministros interinos, que desempeñarán sus funciones hasta que se decida el candidato final.

Entre los principales puestos, al-Jaafari también se desempeñará como ministro de Defensa interino y Ahmad Chalabi, un ex favorito de Estados Unidos, actuará como ministro de Petróleo.

Mientras tanto, el influyente funcionario de seguridad, general de brigada Moshen Abed al-Sadah, fue muerto a tiros frente a su casa en Bagdad este jueves.