El avión de pasajeros más grande del mundo, el Airbus A380, realizó su viaje inaugural.

La aeronave despegó este miércoles de un aeropuerto cerca de la sede de Airbus, en la sureña ciudad francesa de Toulouse, ante la presencia de miles de personas, para aterrizar sin problemas casi 4 horas después.

Una tripulación de seis personas se encontraba a bordo del avión, así como 20 toneladas métricas de equipos para verificar la información de vuelo.

El avión de dos pisos y cuatro pasillos está diseñado para transportar 555 pasajeros, pero tiene capacidad para más de 800.

Con el A380, Airbus tiene la esperanza de restarle clientes a su rival de larga data, la estadounidense Boeing.

Desde hace décadas el Boeing 747 ha dominado el mercado de los jets jumbo.