El primer ministro japonés Junichiro Koizumi pidió disculpas por lo que calificó como “el tremendo daño y sufrimiento” causado por el pasado bélico japonés.

Koizumi dijo hoy a los delegados de la cumbre sino-africana en Yakarta que el pueblo japonés tiene grabado en sus mentes “sentimientos de gran arrepentimiento y sinceras disculpas”.

El discurso tuvo lugar tras crecientes tensiones con China, que ha sido escenario de violentas protestas respecto a la aprobación, por parte de Tokio, de un texto de historia que según los críticos no reconoce las atrocidads cometidas por Japón durante la guerra.