Este jueves el presidente italiano Carlo Azeglio Ciampi sostiene conversaciones formales con líderes políticos, en el primer paso para conformar un nuevo gobierno.

El primer ministro Silvio Berlusconi renunció este miércoles, dos semanas después que su coalición de centro derecha sufriera una aplastante derrota en las elecciones regionales, perdiendo en 11 de 13 regiones.

La semana pasada uno de los partidos que la integraba abandonó la coalición y otro amenazó con hacerlo. Ahora se espera que el presidente Ciampi solicite a Berlusconi que conforme un nuevo gabinete.

Anteriormente, el primer ministro habló frente al Parlamento y presentó su reununcia con la idea de formar una nueva y más fuerte coalición.

Berlusconi elogió al gobierno saliente por lo que definió como un liderazgo seguro brindado en los últimos cuatro años, durante los cuales, según dijo, se incrementó el prestigio de Italia en el escenario mundial.