El ex secretario de Estado estadounidense, Henry Kissinger, se recupera de una angioplastia a la que fue sometido para remover el bloqueo que impedía el normal flujo de sangre al corazón.

Los doctores en Nueva York dijeron que Kissinger ingresó al hospital el martes y que ahora se encuentra confortablemente recuperándose en su casa tras ser dado de alta el jueves.

La angioplastia es un procedimiento que permite remover los bloqueos del flujo sanguineo al corazón, y usualmente se hace insertando un cateter dentro de la arteria cardía obstruida e inflando un pequeño balón.

De 81 años de edad, Kissinger fue secretario de Estado durante los gobierno de Richard Nixon y su sucesor, Gerald Ford, y compartió el premio Nobel de la Paz en 1973 por las negociaciones diplomáticas que pusieron fin a la guerra de Vietnam.