Simpatizantes del legendario ajedrecista estadounidense Bobby Fischer dieron a conocer que Japón ha decidido permitirle ir a Islandia, en vez de deportarlo a Estados Unidos.

El presidente del Comité para la Liberación de Bobby Fischer, John Bosnitch, dijo que a Fischer se le permitirá salir de Japón en las próximas horas.

El parlamento islandés votó el lunes para concederle la ciudadanía a Fischer, quien es requerido en Estados Unidos en relación a la violación de sanciones internacionales por haber jugado un partido de ajedrez en 1992 en lo que otrora fue Yugoslavia.

Fischer ha permanecido en Japón desde julio del año pasado por tratar de viajar con un pasaporte que no era válido.

Estados Unidos dijo estar desalentado por la decisión de Islandia de haberle concedido ciudadanía a Fischer, a quien llamó “un prófugo de la justicia”.

Fischer es una leyenda en Islandia, donde derrotó a Boris Spassky, de la Unión Soviética, en 1972, por el campeonato mundial.