El general de brigada del Ejército estadounidense en Afganistán, Eric Olson, dijo que unos 30 combatientes del Talibán se han entregado a fuerzas de la coalición este año, bajo un programa de reconciliación.

Olson, el segundo comandante estadounidense en la nación devastada por la guerra, expresó que los 30 integrantes del Talibán se entregaron en la provincia oriental de Khost y en la provincia sureña de Kandahar.

El general Olson expresó que estas personas fueron entregadas a las autoridades afganas para que se reintegren a la sociedad.

El alto oficial anticipó que muchos otros harán lo mismo una vez que el gobierno del presidente Hamid Karzai anuncie formalmente una amnistía bajo la cual los seguidores del Talibán puedan entregar sus armas y regresar a sus hogares sin ser acusados.

Unos 18 mil soldados estadounidenses persiguen a militantes de al-Qaeda y el Talibán en Afganistán.