La Organización de las Naciones Unidas informa que la desnutrición de los niños en Corea del Norte sigue siendo preocupantemente alta, a pesar de haber disminuído de niveles previos.

Una investigación del Programa Mundial de Alimentos de la ONU indica que la proporción de niños desnutridos bajó del 42% en 2002 al 37% el año pasado.

Richard Regan, director del PMA en Corea del Norte, dijo hoy a la prensa en Beijing que la ayuda alimentaria ha funcionado, pero que los actuales suministros se agotarán en junio.

La investigación también concluyó que la situación no mejoró para las madres con niños menores de 2 años.

Casi una de cada tres madres sufre de desnutrición y muchas están anémicas, y carecen de hierro en sus dietas.