La empresaria estadounidense Martha Stewart fue liberada de una prisión federal, tras cumplir una sentencia de cinco meses por haber mentido respecto a la venta de unas acciones.

Stewart fue liberada de una prisión de mínima seguridad ubicada en Virginia Occidental hoy viernes, después de la medianoche.

La fundadora de una gigantesca corporación dedicada a la decoración hogareña fue trasladada en un avión privado hasta su hacienda de 63 hectáreas ubicada en el estado de Nueva York, donde debe cumplir otros cinco meses de prisión domiciliaria.

A Stewart se le permitirá trabajar 48 horas a la semana, pero debe usar un brazalete electrónico para que sus movimientos puedan ser monitoreados.

Martha Stewart fue condenada el año pasado a prisión por haber mentido a los investigadores respecto a una venta accionaria. Las acusaciones derivan de la venta de cuatro mil títulos de la empresa ImClone Systems, pocos días antes de que su precio se derrumbara.