El nuevo presidente de Uruguay, Tabaré Vázquez, restableció las relaciones con Cuba. La decisión ocurrió el martes, poco después de que Vázquez prestara juramento a su cargo en Montevideo.

Las relaciones diplomáticas entre ambas naciones se rompieron en 2002 luego que el predecesor de Vázquez, Jorge Batlle, criticara a Cuba por sus antecedentes en materia de derechos humanos.

Vázquez, de 65 años de edad, es médico oncólogo y ex – alcalde de Montevideo. Llegó al poder con la promesa de ayudar a los pobres del país.

El líder cubano Fidel Castro canceló sus planes de asistir a la ceremonia de asunción de mando por razones de salud.

Por su parte, el portavoz del Departamento de Estado, Adam Ereli, felicitó el martes al nuevo presidente uruguayo y dijo que Estados Unidos espera trabajar con él. “Estados Unidos felicita al presidente Tabaré Vázquez por su inauguración como Presidente de Uruguay” dijo Ereli.

Agregó que “Extendemos nuestros buenos deseos a él y a su gobierno. Ellos están iniciando un importante trabajo en avanzar a Uruguay tanto política como económicamente.

Nuestra relación con Uruguay obviamente se basa en valores compartidos y respeto mutuo y consideramos a Uruguay un importante amigo y socio”.

El portavoz dijo que Estados Unidos espera trabajar con el Presidente Vázquez y su gobierno, en lo que ellos avanzan en la implementación de políticas que sirvan a los intereses del pueblo uruguayo y en la cooperación en el hemisferio.