La Casa Blanca dio a conocer que no habrá conversaciones directas con el gobierno de Pyongyang sobre su programa nuclear, a menos que las mismas tengan lugar dentro de negociaciones más amplias que incluyan a los vecinos de Corea del Norte.

Previamente, un importante diplomático norcoreano dijo que Pyongyang está a favor de pláticas directas con el gobierno de Washington.

Cuando se preguntó este viernes si la mansión presidencial rechazaría un diálogo directo, un vocero dijo que hay múltiples oportunidades para que las dos naciones hablen directamente en el contexto de las conversaciones multinacionales. El vocero Scott McClellan declaró que el programa de armas atómicas de Corea del Norte es un tema regional que debería ser discutido con los vecinos de ese país.

Norcorea anunció el jueves que tiene armas nucleares y que abandona las conversaciones multinacionales que incluyen a las dos Coreas, Japón, China, Rusia y Estados Unidos.

Funcionarios estadounidense dijeron que el gobierno de Washington sigue comprometido a resolver el tema pacíficamente.