El presidente Bush está pasando la mayor parte de este miércoles preparándose para su toma de posesión el jueves, asistiendo a una serie de celebraciones por toda la ciudad de Washington

La nieve comenzó a caer temprano este miércoles en la capital de la nación, poniendo en acción a las autoridades de la ciudad para limpiar y dejar expeditas las calles antes del desfile militar de la juramentación, el jueves.

Gran cantidad de visitantes y partidarios del presidente se han dado cita en Washington para asistir al juramento presidencial.

El presidente Bush dijo que su discurso remarcará mayormente sus metas internacionales y domésticas durante su segundo mandato y expresará optimismo sobre el futuro de los estadounidenses.

La toma de posesión el jueves se llevará a cabo en medio de las más estrictas medidas de seguridad en la historia y también se espera un gran número de opositores.

La tarde del juramento, el presidente Bush será el invitado de honor en un concierto de música pop, tres cenas y una recepción preparada por sus partidarios tejanos denominada, “Baile de traje formal y botas”.