Un grupo de derechos humanos con sede en Corea del Sur dijo que hay evidencia de actividad disidente en Corea del Norte.

El grupo, Coalición de Ciudadanos por los Derechos Humanos de Secuestrados y Refugiados Norcoreanos, mostró a los periodistas este martes en Seúl un video de un cartel en el que se pide la caída del gobernante Kim Jong-il.

También se escucha la voz de un hombre en la grabación pidiendo reformas y apertura.

El grupo dijo que la grabación del video fue hecha en noviembre en la ciudad de Hoeryong, cerca de la frontera china, y sacado de contrabando de Corea del Norte a través de China.

Si se verifica, ésta sería la primera evidencia de disidencia en la aislada nación stalinista.