Washington lleva a cabo los útimos preparativos con miras a la inauguración del segundo mandato en la Casa Blanca, del presidente Bush.

Los trabajadores colocaron asientos y barricadas en gran parte de la ciudad para acomodar a cientos de miles de espectadores que se espera asistan a la ceremonia de inauguración y desfile de este jueves.

La seguridad será más estricta que nunca, con 6 mil oficiales emplazados para hacer cumplir la ley, mantener el orden y reducir la oportunidad de ataques terroristas.

Los cuatro días de actos especiales se dan inicio este martes con un saludo a miembros del ejército en un campo deportivo de Washington. Los organizadores denominaron las festividades “Celebrando la Libertad y Honrando el Servicio Militar”

El presidente Bush prestará el juramento a su cargo en el edificio del Capitolio el jueves al mediodía.