El saliente secretario de Comercio de Estados Unidos, Donald Evans, reiteró el llamado de la administración Bush para que China cambie a un sistema más flexible en el valor de su moneda.

Evans hizo el comentario este miércoles en un discurso ante la Cámara de Comercio Estadouniense en Beijing.

Estados Unidos dice que la cotización fija de la moneda de China ante el dólar le permite exportar sus productos a precios mucho más baratos.

El alto funcionario expresó que el gobierno de Washington también desea que Beijing disminuya las regulaciones en las ventas directas a los consumidores de manera que las compañías estadounidenses puedan competir en el mercado chino.

Este es el último viaje oficial del secretario Donald Evans a China. Se anticipa que Evans sea reemplazado este mes por Carlos Gutiérrez, quien ha sido nominado para el cargo por el presidente Bush.