El presidente Bush dijo que piensa presionar enérgicamente para lograr una reforma de la inmigración, durante su segundo período en la Casa Blanca.

En una entrevista con el diario The Washington Times, Bush afirmó tener confianza en que puede lograr la aprobación de su propuesta en el Congreso.

Bush presentó un plan, el año pasado, para otorgar visas temporales de trabajo a trabajadores indocumentados de México y otras partes de América Latina.

El mandatario norteamericano dijo al Times que su plan no significa el otorgamiento de ciudadanía instantánea.

Sin embargo, Bush expresó que millones de trabajadores indocumentados en el país han creado una “pesadilla burocrática” que debe ser resuelta.