Cuba colocó dos grandes carteles con imágenes de soldados estadounidenses abusando de prisioneros iraquíes cerca de la misión estadounidense en La Habana, en aparente represalia por una disputa sobre las decoraciones de Navidad de la misión.

Los carteles tienen fotografías de detenidos iraquíes encapuchados, pertenecientes a la notoria prisión Abú Ghraib de Bagdad, así como una imagen de una esvástica y la palabra “fascistas”. No hubo reacción inmediata del gobierno de Washington.

Los enormes carteles fueron colocados este viernes, tres días después que el gobierno cubano amenazara con consecuencias, debido a las decoraciones de Navidad desplegadas frente a las oficinas de la sección de intereses especiales de Estados Unidos.

Un funcionario norteamericano dijo que Cuba estaba molesta porque las decoraciones incluyen un cartel de neón con el número 75, una referencia a los 75 disidentes políticos encarcelados en la isla el año pasado. Cuba y Estados Unidos no tienen relaciones diplomáticas.